Leer “Antígona” o “Edipo rey” pueden contextualizarnos sobre la esencia de la tragedia griega; sus historias son tórridas y oscuras, y los desenlaces parecen definitivos, todos lo saben, menos los protagonistas. Algo similar pasa en el comic que redunda en el ánime: personajes de características trágicas, marcados todos ellos con un destino insalvable del que intentarán huir, pero del que nunca conseguirán escapar.

Las comparaciones suelen ser odiosas, más aún cuando metemos en la misma bolsa a los clásicos y a los escritos contemporáneos, y todavía peor (o mejor), cuando en el mismo saco van obras de animación. Sin embargo, hay varios puntos en los que coinciden y que las hacen símiles.

Anuncios
Anuncios

La heroicidad, en la tragedia griega es bastante marcada, sobre todo en “Antígona” en donde ella se enfrenta a toda la institución tradicional con resultados nefastos para ambas partes. Un ejemplo comparativo es “Claymore”, un ánime que nace de un Manga creado por Norihiro Yagi y que cuenta la historia distópica de una serie de mujeres mutantes que cazan “Yoma”. La naturaleza de estas mujeres cazadoras llamadas “Claymores” es mitad yomas y mitad humanas, para poder transformarse y combatir con igualdad de fuerzas.

La heroicidad y el sacrificio están presentes en ambas obras, en la obra antigua de Sófocles hay elementos que hacen pensar desde el principio en la tragedia inevitable de una mujer que nos ha transmitido valentía y heroísmo; en “Claymore”, la protagonista nace de una tragedia y se transforma en una mártir en potencia; expresando con valentía e instinto su necesidad de aprobación y su sed de venganza.

Anuncios

Ambas historias resultan en un devenir terrible, esperado, sin embargo, sorprendente. Igual que en la obra de Gabriel García Márquez, “Crónica de una muerte anunciada”, logran transmitir la tragedia desde el principio, haciendo a través de la historia que nos olvidemos de lo inevitable y que nos enamoremos de sus personajes, aunque el final siga siendo inevitable.

“Antígona” y “Clare” (protagonistas de sus respectivas #SERIES) son personajes trágicos, aunque sus autores logren hacernos olvidar de sus destinos. La magia de la tragedia griega estaba en lograr hacer olvidar al lector de que sus personajes estaban muertos desde el nacimiento de la misma obra; las obras contemporáneas como “Claymore”, logran hacer que nos enamoremos de los personajes, sabiendo, como masoquistas, que lloraremos su destino ineludible, también desde el principio el autor deja entrever su intención, al transformar en heroína a un personaje intermedio, la condena de entrada al sacrificio.

Libro que hay que leer y serie de ánime que hay que ver. La tragedia griega resucitando en la literatura contemporánea oriental. #Cultura #Anime