Este 10 de mayo es una de las grandes celebraciones de nuestro país, el día de las madres, aunque me parece una fecha muy contradictoria, ya que a pesar de que se festeja en grande, aún las mujeres vivimos en una situación de adversidad de injusticia, en desventaja.

No nada más por vivir en un país de gran machismo y desigualdad, sino porque vivimos en una país, en donde muchas mujeres parecen no reconocer que viven frustradas, desoladas y cansadas por la tarea de la maternidad, que tantas satisfacciones da, pero que se acompaña de renuncias continuas y tristezas.

Octavio Paz, menciona en su ensayo Máscaras Mexicanas escrito en 1950, que los mexicanos consideran a la mujer como un instrumento que cumple un orden social y moral, y que en muchas ocasiones, no es más que la "depositaria" de ciertos valores.

Anuncios
Anuncios

Y que, además, estos valores, roles y funciones fueron asignadas por el hombre, sin un consentimiento previo pero aceptado y actuado día a día por la mujer.

Día de las madres: soy madre porque soy mujer

De pronto pareciera que un gran valor que se le asigna a la mujer, es de que tan buena madre o ama de casa puede ser. Incluso aún se ve mal a quienes no ven en la maternidad un camino de vida. En la actualidad es uno de los grandes debates. Incluso es hasta nuestros tiempos, que miles de mujeres han decidido renunciar a serlo y buscar nuevas formas de definirse y construirse. Como la filósofa existencial Simone de Beauvoir diría: "La mujer se hace, no nace".

¿Pero, qué deseas hacer de ti, mujer? Me entristece encontrar que en diversos sectores de la sociedad se siguen tratando a las mujeres como incompetentes, ignorantes y carentes de toda habilidad, más allá de tener hijos y cocinar.

Anuncios

Y que muchas veces es la misma mujer que se pone en esta posición.

La mujer ama a sus hijos sobre todo, pero con ello debe renunciar a sus sueños profesionales, debe renunciar salir al mundo, debe renunciar a su independencia económica, a su tiempo, a su sueño, a su ocio, a sus estudios, a su desarrollo personal. ¿Cómo llegamos a esto?

Día de la madres: ¿biología es destino?

Muchos hombres respetan a sus madres, son lo más sagrado, se refieren a ellas como "madrecita santa", pero en sus trabajos, en sus relaciones, en su vida cotidiana no muestran ningún respeto por las mujeres, habríamos de ver los miles de mensajes ofensivos hacia las mujeres que se encuentran en las redes sociales, cuando grandes mujeres se expresan, denuncian o defienden alguna situación de injusticia. ¿Cuántos feminicidios y abusos a mujeres han pasado recientemente?

Así es como la semana pasada y los días subsecuentes hemos salido a las calles, llenando los restaurantes, vaciado nuestras carteras, para festejar un día, que intenta reivindicar la tarea de la mujer en un mundo de hombres, en dónde su única función es perpetuar estar determinadas por nuestra función biológica y social.

Anuncios

Amo a mi a madre, y amo ser madre. Pero es hora de celebrar a la mujer no sólo por lo que se le ha permitido hacer, sino por lo que realmente desea ser.

¿Y tú qué tipo de madre, mujer o persona quieres ser? #Feminismo #DiaDeLasMadres #Familia