Sabemos que en la época actual, cada peso cuenta mucho. Ya sea porque hay menos papel moneda circulando, más gente o cada vez se distribuyen los bienes de manera menos igualitaria, pero hay menos dinero eso es un hecho, así que los productos que consumimos no sólo deben ser atractivos y tener buenas e innovadoras estrategias de marketing, si no que también deben ser sustentables, hacer algo por su comunidad o tener un valor agregado.

¿Cómo volver tu marca o proyecto "más sustentable"?

Esto se traduce en: condiciones más éticas para los trabajadores, pagar lo justo por el producto (no rebajas, no fast fashion en el caso de la ropa), mayor durabilidad del material, que el envase sea re-utilizable o se genere la menor cantidad de desperdicio posible.

Anuncios
Anuncios

De igual forma esto hace que las marcas tengan que replantear el branding o los mensajes con los que comenzaron, o incluso sumarle valores, si pretenden seguir siendo competitivos dentro de su área. Las grandes marcas están invirtiendo fuertes cantidades de dinero en incorporar la #sustentabilidad en sus procesos o la reutilización de materiales, ya sea tomando basura o desperdicios como materia prima, así como hacer más eficaces los procesos para evitar la mayor cantidad de desperdicio.

Hay un riesgo alto que es necesario tomar: aumentar el costo tanto de la materia prima como de la producción, pero al final es más una inversión recuperable, además hay un mercado meta dispuesto a pagar por ese valor agregado. El movimiento de la sustentabilidad se vuelve cada vez más una necesidad que un capricho del cliente.

Anuncios

Esto puede ser tomado como una ventaja para el productor local, ya que el cliente sabe que el dinero invertido en su compra va a beneficiar también la economía de su país de procedencia y - al mismo tiempo - un consumo responsable puede ayudar a muchas más personas. De esta manera el dinero es invertido, tanto en la satisfacción personal, como colectiva.

Sabemos que la colectividad va tomando cada vez más fuerza dentro del discurso de las nuevas generaciones. No es necesario formar grupos especializados para ejercer esta idea, basta con apoyar monetariamente al productor local, ya sea de alimentos, de ropa, de #Diseño o arte en general al mismo tiempo que se cubren nuestras necesidades.

Este concepto de unidad no es nuevo, pero cada vez va tomando más significado y fuerza, de tal forma que la auto-sustentabilidad se observa en todos los niveles, desde la marca haciendo un producto más amigable y el mercado ayudando a que esta marca sobreviva. #Tendencias