Anuncios
Anuncios

Viento en popa la nueva temporada de Super Short [VIDEO], el reality show de MTV que, desde hace tres años, con sus distintas mutaciones, la está rompiendo en la televisión de paga en nuestro país. Y que en esta su tercera temporada, promete seguir ganando adeptos.

Llevo tatuado en la mente

Aquel comercial de esta cadena donde un adolescente bajo el resguardo de su cuarto veía un video de #rock de la banda ‘Papa Roach’, y que este, al entrar su madre intempestivamente al cuarto, cambia el canal para dejar en la pantalla una película pornográfica. Aparecen entonces en el monitor posiciones sexuales y gritos de placer a toda luz.

Anuncios

Hecho ante el cual la madre ni se inmuta. Gran comercial aquel; grandes tiempos de aquel canal de videos ahora extinto.

Por muchos años, la música en televisión, lo más reciente y lo novedoso estaba en MTV. Sin embargo, ahora cuando sintonizas el canal es un reality tras otro. Algunos interesantes, y otros que francamente son una basura. Tal es el caso de Super Short, que en la recta final del 2017 estrenó su tercera vuelta.

De que va...

El programa trata de un grupo de desconocidos (que con el tiempo se han vuelto “celebridades”) metidos en mansiones en distintas partes del mundo, saliendo de fiesta por las noches, y que aparentemente no les importa nada más que los lujos, el placer y verse bien. Normal, digna idea revolucionaria del canal americano que históricamente la ha roto con este tipo de conceptos.

Anuncios

Pero, para ser la tercera temporada, esa es francamente una propuesta que tiene más cosas negativas que positivas.

La cuestión

Como un primer experimento de sexo libre, que precisamente desmitifique el coito como una práctica prohibida y moralina, es un ejercicio perfecto. El problema viene cuando a fórmula probaba se siguen haciendo temporadas tras temporadas sin cuidar a quién llega ese contenido. Y es que me declaro culpable de encontrarme alguna mañana de resaca viendo ese reality [VIDEO] por las tremendas cosas que ahí suceden y que víctima del morbo no pierdo detalle. Sin embargo, en ese juicio necesario reflexioné que si en ese momento de la mañana yo podría ver a una mujer entra a “un privado” e indirectamente ver como tienen sexo oral y un almanaque de posiciones sexuales, eso podía perfectamente verlo cualquier niño o niña de cualquier edad que tuviera el control en sus manos y un poco de privacidad.

No es lo mismo

A diferencia de aquel mítico comercial irreverente, todo lo antes referido esta aderezado con diálogos deleznables, donde mujeres y hombres promueven una y otra vez una vida sencilla, llena de excesos y sin ninguna preocupación.

Anuncios

Quien haya visto el programa sabrá de lo que hablo. El punto es que en países de primer mundo no solo hay un cuidado meticuloso de los horarios en los que se entregan estos contenidos a los televidentes, y por supuesto una supervisión de los padres ante estos programas. Pero en nuestro país, un lugar donde la educación sexual es casi inexistente y los estándares educativos, y aspiracionales son casi nulos, es como alimentar una hoguera; mente de jóvenes (millennials o ninis) que tristemente busca la prontitud y la inmediatez.

Las tazas de embarazos prematuros están por los cielos; son alarmantes en muchos sentidos, ya que esto es un freno obligatorio para la sociedad, sobre todo porque mayormente estas madres primerizas son madres solteras. Si juntamos este fenómeno con la carente educación sexual en los hogares conservadores, el sexo se vuelve una expresión rebelde más que una búsqueda auténtica de placer. Lo peor es que con la promoción de shows tan nocivos a los que los chicos tienen acceso, ahora no solo es un reto, sino que da estatus social presumir esta vida superflua de tener sexo banal y sin preocupaciones.

Además de esto, los problemas de violencia de género que ahí se presentan. Porque hay qué ver la forma en la que las mujeres son utilizadas como mero objeto sexual. Hombres y mujeres, pero la mujer por naturaleza sale más golpeada.

Les están viendo la cara bebés...

Y bueno, ya más entrado en detalle, nos dimos a la tarea de investigar a algunos de los participantes, y déjenme decirles que para nada son del todo unos afortunados a los que de la noche a la mañana les llego la oportunidad de vivir de la ‘peda’ como mayormente creen los ignotos fanáticos de este programa. Por ejemplo, la bella italiana Elettra, es nieta ni más ni menos que del creador de la marca de autos y tractores ‘Lamborghini’ y Fernando Lozada, que ha estado en la mayoría de temporadas y goza de gran popularidad entre las féminas, es ni más ni menos que Diseñador industrial por el Tec de Monterrey, y tiene entre otras cosas, su propia empresa de máquinas de café, instaladas en oficinas de gobierno. Así que, si los fieles seguidores creían que bastaba con ser “bonito”, “suertudo”, despreocupado e ignorante para tenerlo todo, déjenme decirles que incluso en eso, MTV juega con su “cora”.

Tenemos claro que el sexo vende, pero a países como el nuestro, es una cuenta que le sale bastante cara. En tal caso convendría más que los chavos engordaran más las arcas de Xvideos, sin riesgo de ser educados en una cultura de mediocridad materialista. #SuperShore3 #FernandoLozada