Como ya es costumbre y gracias a la magia del video que está al alcance de cualquier celular, podemos ser testigos de los múltiples casos de hombres y mujeres que actúan de forma prepotente ante cualquier hecho en donde ellos son los infractores y violadores de las leyes de la sociedad.

 

Ya sea que se molesten por haberlos descubierto haciendo algo indebido como tirando basura en la vía pública, por estar estacionada en doble fila y no aceptar que el policía la retire, por sentirse intocable la hija de un Procurador el cual tuvo que dejar su cargo y por tantas y tantas acciones que han sido descubiertas en video.

 

Esta circulando en #Internet un video en donde una mujer que se dice reportera de TV Azteca, se niega a hacer el examen de alcoholemia.

 

En el video se observa la credencial de la periodista quien está realizando una llamada telefónica a alguna persona desconocida, con el afán de evitar el examen y que la dejen en libertad.

 

Asegura que ha sido victima de extorsión y que los policías le han pedido dinero para dejarla libre.

 

Se escucha en la conversación que venía de un convivio con los diputados y se presume que está en avenida Insurgentes.

 

Aunque no se sabe cuando fue grabado este video, empezó a circular en internet este fin de semana.

 

El video que se ha convertido en viral, muestra visiblemente el estado de ebriedad de la reportera quien habla con la pesadez que caracteriza a quien ha bebido varias copas en algún evento social.

 

En ningún momento podrá argumentar que no era cierto su estado etílico ya que es muy fácil el darse cuenta de su situación.

 

En este como en otros casos que hemos visto, lo realmente rescatable del caso, no es el hecho de que la señorita sea una reportera de la televisora del Ajusco.

 

Lo importante es reconocer que en este país siguen existiendo personajes singulares que consideran que pueden burlar a la justicia y a la sociedad en sí, actuando de una manera prepotente y agresiva.

 

Habría que decirle que los mexicanos ya estamos hartos de toda esa gente que piensa que el “clásico charolazo” todavía puede hacer de las suyas como en los viejos tiempos de los gobiernos del PRI, en donde todo aquel vehte metal encialue portabra una credenciañ de metal egenralmente color amarilla, eraintocalbe ante lajustica.a con la pesadez deículo o persona que portaba una credencial de metal, era intocable ante la justicia.

 

Si queremos un México mejor, debemos de seguir grabando y subiendo al internet a estas personas que agreden no solo a un policía o a una persona, sino a la sociedad en general con sus acciones.

 

Estas personas no muestran respeto hacia su país y su sociedad y siguen creyendo que hablando a gritos y con fuertes movimientos de brazos, pueden “opacar o apantallar” a cualquier persona haciéndolo sentir más débil o inferior.

 

Esperemos sin afán de burla, que haya recibido su castigo al igual que muchos otros que caen en el Alcoholímetro por manejar en estado de ebriedad.

 

Las muertes anuales que ocasionan los accidentes de tránsito ocasionados por personas en estado de ebriedad, son muy altos y generan tristeza y desolación en las familias de los fallecidos, siendo que en muchas ocasiones ni siquiera eran ellos los que iban intoxicados sino un tercero, que como la señorita reportera ahora bien llamada Lady TV Azteca, trató de burlar a la autoridad escudada en un trabajo tan común como cualquier otro.

 

Sigamos como sociedad criticando y exhibiendo a estas personas que nos ofenden con sus actos y ejerzamos todo el castigo que la ley imponga con la finalidad de que aprendan una lección.

 

El manejar un vehículo en estado de ebriedad o también enviando mensajes de textos, son actividades de alto riesgo, peligrosas y en la mayoría de los casos fatales. #Crónica Ciudad de México #Corrupción