Hay luto nacional en México por las 61 muertes que dejó el sismo de 8.4 grados [VIDEO] Richter, registrado la medianoche del jueves en el país. El presidente Enrique #peña Nieto informó que en #Juchitán, Oaxaca, el municipio más afectado por el movimiento telúrico, donde fallecieron 36 de las personas, se iniciará de inmediato el proyecto de reconstrucción.

Peña Nieto señaló que su gobierno comenzará un censo de la catástrofe, en el que la Secretaría de Gobernación contabilizará el número de casas afectadas, para generar un proyecto de inversión que les permita a los habitantes de este municipio de la región Istmo de Tehuantepec, comenzar a recuperarse.

Anuncios
Anuncios

No vuelvan a casas inseguras

De igual forma, ante cientos de personas en la plaza principal de la ciudad, el presidente informó que se ha instalado un albergue en la zona con la finalidad de recibir a todas las personas que han perdido sus casas o que se encuentren en condiciones inseguras para habitarla.

Peña pidió a los pobladores de esta zona, no volver a sus viviendas si no cuentan con garantías de seguridad en ellas. El Gobierno de la República inició el envío de víveres a la zona, como parte del plan de emergencia.

En el acto acompañaron al presidente, los secretarios de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong; de Desarrollo Territorial, Rosario Robles; así como el coordinador de Protección Civil Nacional, quien iniciará el diagnóstico de los daños.

Aurelio Nuño, titular de la SEP, informó que el regreso a clases en la zona continúa suspendido, hasta que se verifiquen las condiciones en las cuales se encuentran los planteles de educación, de todos los niveles en la ciudad.

Anuncios

De igual forma, aseguró que a través del Fonden se enviarán recursos para la reconstrucción de las escuelas.

Daños

El #Sismo de 8.4 grados destrozó importantes edificios de esta ciudad, entre ellos una tercera parte del palacio municipal, el principal edificio de gobierno, la iglesia de San Vicente Ferrer, que data del siglo XVI y el hospital Macedonia Benítez, que registró pérdida total. También fueron dañadas sucursales bancarias, agencias de autos, supermercados y diferentes comercios de venta de alimentos y bebidas.

Por la tarde del viernes, aunque el servicio de energía eléctrica se restableció en el 90% de la ciudad, aún importantes áreas de la zona centro se mantenían sin luz. Por la noche, cientos de personas durmieron afuera de sus casas, por temor a que se registrara una réplica del sismo.