Dicen por ahí, y bien dicho, que los mexicanos no tenemos memoria. Efectivamente con los resultados arrojados para la elección de diputados federales en #México se confirma esta triste premisa.

De acuerdo con las tendencias del PREP, el PRI obtendría casi 30 por ciento de la votación total y junto con el Verde ganaría el 60 por ciento de los distritos electorales. Sus compañeros del tucán no obtendrían por si mismos ningún distrito, pero en alianza con los tricolores se llevarían la mitad de los que hay en disputa. Así el PRI obtendría cerca de 200 curules y el Verde podría llegar a 48.

Aunado al posible acuerdo con el Partido Nueva Alianza (que obtendría 10 diputaciones), estos tres institutos políticos tendrán una mayoría simple, como mínimo, y absoluta probable en la Cámara de Diputados Federal. Una "aprobación" a la gestión del actual gobierno, con todo y estancamiento económico, casas blancas, desaparecidos y vuelos en helicóptero para fines personales.

El más cercano perseguidor del PRI es el PAN, que con poco más del 20% de los sufragios, esto le alcanzaría para ganar poco más de 50 distritos y obtener hasta 110 diputaciones, sin duda un estancamiento con respecto a las elecciones 2012.

La tercera fuerza será el PRD, pero con una votación pequeña, apenas poco más de 10 por ciento de los sufragios, además de que en varios distritos fue en alianza con el PT, el cual podría perder su registro al tener menos de tres puntos porcentuales. El llamado "Sol Azteca" obtendría 60 diputados, 40 menos que en la pasada elección.

Morena es el partido que entra por la puerta grande en la elección, con poco más de 8 puntos en la elección federal 14 distritos prácticamente ganados, lo que le daría cerca de 37 diputados.

Otro partido que será el "bisagra de las izquierdas" será Movimiento Ciudadano. El crecimiento en Jalisco y el spot cumbiero funcionaron entre la ciudadanía. Este instituto político ganará 11 distritos y obtendría hasta 29 diputados.

Entre los partidos pequeños se encuentra el PT, que está en riesgo de perder el registro, si lo llega a salvar, podría tener 8 diputaciones. Otro partido que podría perder el registro es el Humanista, debut y despedida para los afines al ex presidente Calderón.

Y por último, Encuentro Social, identificado con iglesias cristiano-evangélicas se llevaría 4 puntos porcentuales, ningún distrito, pero podría tener hasta 10 diputados, por el principio de representación proporcional. 

Así la nueva conformación de la Cámara Baja no variaría mucho y el PRI junto con sus aliados controlará las decisiones de esta parte del Poder Legislativo. Las llamadas izquierdas tendrá que reflexionar y replantear varias cosas, el PAN tendrá que hacer lo propio y los pequeños a buscar sobrevivir.

Mientras tanto, la ciudadanía de nuevo pierde la oportunidad de tomar mejores decisiones. Ya que con sólo la mitad de participación en los comicios, el apoyo a un sólo independiente y un movimiento anulista poco articulado abrieron paso a que el PRI y sus aliados tuvieran más peso específico. #Elecciones 2015