El informe presentado, hace apenas unos días, por el Consorcio Internacional de Periodismo de Investigación (ICIJ), ha puesto en marcha una investigación minuciosa por parte de las administraciones tributarias del mundo entero.

En los 11, 5 millones de documentos que se han publicado, hay nombres tan reconocidos como polémicos. Presidentes, ex mandatarios, funcionarios, actores y deportistas han comenzado a pronunciarse sobre sus sociedades en Panamá, desligándose de cualquier actividad ilícita.

El Servicio de Administración Tributaria de México ha anunciado ayer que comenzará una investigación para determinar si los mexicanos que aparecen entre los papeles de Mossack Fonseca han cometido delito fiscal.

El jefe del Servicio de Administración Tributaria (SAT), Aristóteles Núñez, ha manifestado en declaraciones a la prensa que tener una sociedad off-shore no es una actividad ilegal, sino el hecho de valerse de esta para evadir impuestos y evitar declaraciones.

En los papeles de Panamá aparecen varios nombres de mexicanos, los más llamativos son: Juan Armando Hinojosa, contratista del actual presidente de México; Ricardo Salinas Pliego, presidente de TV Azteca; Alfonso de Angoitia, vicepresidente de Televisa y la actriz y presentadora Edith González.

La lista se acrecienta si se suman los nombres de empresarios y figuras públicas de toda Latinoamérica. El recién asumido presidente de Argentina, Mauricio Macri, aparece junto a su padre y hermano como administrador de una empresa familiar constituida en las Bahamas. Ayer tanto Franco Macri, el padre, como Mauricio, han comunicado que sus funciones en dicha sociedad solo fueron administrativas y no obtuvo ningún beneficio económico de esta.

De Argentina también aparece el nombre de un asesor del ex presidente Néstor Kirchner y el de Néstor Grindetti que fue ministro de hacienda  de Buenos Aires.

También figuran funcionarios, ex funcionarios y asesores políticos de Perú, Chile, Ecuador, Venezuela y Honduras. El despacho Mossack Fonseca envío un correo electrónico a sus clientes anunciando el hackeo de su base de datos. #Gobierno #Televisión