“Ser gobernador de #Veracruz ha sido el honor más grande de mi vida. En esta responsabilidad puse todo mi empeño para buscar el bienestar de esta tierra que tanto amamos. Nuestro estado necesita de la unión de todas las voluntades de hombres y mujeres de buena fe. Continuaremos trabajando juntos, siempre hacia adelante”. Con este palabras, que dejan el sabor del adiós, se despide #Juan Duarte a través de un post en Facebook.

Las acusaciones

El que fuera hasta el año 2012 uno de los personajes políticos más influyentes de México, vió caer su poderío luego de varias acusaciones de tráfico de influencia y #Corrupción. Las denuncias en contra de Duarte son por haber influido en el proceso electoral, de no haber tenido mano dura en contra de la criminalidad y violencia en el estado que debía controlar de haber otorgado contratos a empresas inexistentes. El Servicio de Administración Tributaria (SAT) confirmó que seria abierta una averiguación para controlar las cuentas de Duarte. Se sospecha que haya evadido los impuestos.

Y no sólo: Duarte también estuvo bajo la mira de varias organizaciones internacionales que lo acusaron de haber transformado Veracruz en el estado más peligroso del País para ejercer el periodismo. Durante el mandato de Duarte como gobernador fueron asesinados 19 profesionales de la información. También dos curas murieron en manos de la criminalidad.

La renuncia

El pasado 12 de octubre, en un programa de televisión, el hasta ahora invencible gobernador dijo que se retiraría de la gobernación para poder enfrentar tranquilamente las acusaciones y aclarar la verdad. Aseguró que se quedaría en Veracruz para dar la cara. Una semana después, se perdieron sus pistas. La Procuraduría general, junto a la Interpol, lo siguen buscando. No se sabe dónde está.

Las teorías sobre la detención

Aunque es el hombre más buscado en México, aún no se sabe si Duarte puede ser arrestado o no. Hay abogados que dicen que aunque dejó el gobierno, goza todavía de la inmunidad gubernamental. Otros, en cambio, insisten en que para poder ejercer este derecho tiene que pedirlo a la Cámara de Diputados y se debe llevar a cabo una discusión y el voto sobre el tema. Nada de eso ha ocurrido. Por último, una tercera corriente de pensamiento dice que perdió todas esas garantías el día que renunció a su cargo como gobernador.

Los afectados

Los empleados de su mansión siguen protestando, según el periódico El Proceso, porque no han sido saldadas las deudas laborales. Cocineros, choferes, jardineros y quienes cuidaban a seis perros de Duarte, manifestaron en las puertas de la Casa Veracuz para pedir que sean saldadas las cuentas por cuatro sueldos, liquidación y aguinaldos. Los empleados piden a Andrea Mansur, coordinadora del personal y pariente del presidente de DIF Estatal, Astrid Elias Mansur, que también desapareció – que den la cara ante los trabajadores. En la manifestación, los ex empleados dijeron que Duarte había pedido licencia al Congreso para renunciar al cargo el 12 de octubre, pero ellos no sólo no fueron avisados sino que tampoco recibieron pagos anteriores que correspondían.