El actual primer ministro de #Holanda, el liberal de derechas #Mark Rutte, ha resultado el ganador en las elecciones de Holanda que tuvieron lugar el día de ayer. Según los resultados oficiales, la participación fue del 77,7%, la más alta desde 1986.

Anuncios

Su contendiente, Geert Wilders (PVV), el candidato xenófobo y antieuropeo, ha alcanzado solo 20 escaños (cinco más que en 2012), pero no los suficientes como para asumir el liderazgo, lo que da un respiro al continente después de la avanzada ultra-derechista de los últimos meses con candidatos como Marine Le Pen en Francia..

Anuncios

Mientras tanto, Rutte, quien durante las elecciones endureció su discurso para contrarrestar lo que parecía una victoria holgada para el candidato Wilders, es un candidato de tendencia liberal, defensor de la Unión Europea, y forma parte del Partido Popular por la Libertad y la Democracia (VVD). Mark Rutte ha sido primer ministro de Holanda desde hace seis años.

La xenofobia se extiende en Occidente

Después del Brexit, cuyos brotes de violencia racista no se hicieron esperar semanas después de conocerse los resultados, y de la victoria de Donald Trump, cuyas políticas incluyen un muro entre Estados Unidos y México, y un veto migratorio que ha vuelto a ser denegado -esta vez por un juez federal de Hawai-, parece que la ultra derecha y la xenofobia se están extendiendo en Occidente, dando pie al auge de candidatos cuyo discurso resalta el nacionalismo y promueven el racismo.

El caso de Geet Wilders no es la excepción y muchos daban por ganador al candidato.

Anuncios

Su xenofobia lo ha llevado a aislarse casi por completo de la vida pública y cuando hace apariciones lo acompañan cuatro guardaespaldas. Incluso se dice que Wilders lleva un chaleco antibalas, por temor a ser asesinado.

Las razones de su xenofobia y su odio al Islam no están del todo claras, y se dice que su origen está asociado a sus ancestros. Asimismo, Wilders no ha tenido reparos a la hora de declarar que el Corán es como el Mein Kampf, el ideario nazi escrito por Adolf Hitler.

¿Qué pasará en Holanda?

Aunque Rutte haya resultado ganador de las elecciones, necesitará llegar a acuerdos para alcanzar los 76 escaños, la cantidad mínima para poder gobernar, y los partidos que se asoman para formar esta alianza son el partido GroenLinks (Izquierda Verde), la Llamada Democristiana (CDA), y los liberales progresistas de Demócratas 66.

En declaraciones del primer ministro Rutter, antes de conocer los resultados, afirmó que "Holanda puede detener el efecto dominó del populismo que afectaría a Francia, Alemania e Italia". Asimismo, remarcó que seguiría luchando para que los Países Bajos "sigan siendo un país cómodo, libre y seguro.

Anuncios

Después de casi seis años al mando, estoy lleno de energía y motivación. ¡Tengo trabajo que hacer!".

La victoria de Rutter brinda esperanzas a la Unión Europea y relega a Wilders a la oposición, sin una fuerza #Política relevante como para frenar las políticas de Rutter. Ahora falta esperar si el discurso duro del primer ministro durante su campaña era sólo una estrategia política o si se convertirá en una realidad.