Dicen que no hay fecha que no se cumpla ni deuda que no se pague.

En el ##EstadodeMéxico ese refrán tan solo cumple a la mitad.

Es decir, la fecha para la elecciones del próximo 4 de junio en el #EstadodeMéxico está puesta y nada ni nadie la harán cambiar.

Sin embargo en lo que respecta a la deuda, los gobiernos priistas han quedado a deber de forma escandalosa.

El actual #EstadodeMéxico está sumido en la miseria y en la inseguridad colocándolo en primer lugar a nivel nacional.

Es el estado con mayor número de robos, secuestros, asaltos en las calles, en el transporte público, desapariciones.

El #EstadodeMéxico alberga a una gran mayoría de mexicanos que viven en pobreza extrema con servicios ineficientes y calles sucias.

Anuncios
Anuncios

Y con todas estas cualidades que viene heredadas de años atrás, de diversos gobernadores que tan solo se han dedicado a saquearlo, ahora existen candidatos de diversas ideologías que se están peleando por gobernar ese estado.

El 4 de junio no veremos nada extraordinario, seguramente ganará el PRI a la buena o a la mala, ya que nunca van a permitir dejar perder su último bastión de 30 millones de ciudadanos.

Por el otro lado si pierde la candidata de #AMLO, hará su tradicional berrinche con paros y protestas, echándole como siempre la culpa a su famosa Mafia del Poder.

Veamos que sucede, ojalá y podamos ser testigos de la historia. #Elecciones2017