Fue la Procuraduría General de la República la que en 2014 solicitó la compra del equipo espía, el que recibió a finales de 2015, equipo computacional adquirido para vigilar a 500 personas a un costo de poco más de 32 millones de dólares.

Dan a conocer documento interno de la PGR sobre la compra del software

Así lo dio a conocer el periodista Carlos Puig en un programa del medio de comunicación nacional Milenio Televisión. Informó que dicho documento es una acta administrativa de esa dependencia en la que se destaca que el entonces jefe de la oficina de la Procuradora, Noé Ramírez Gutiérrez, fue nombrado por la titular de la PGR, Arely Gómez, como "administrador y operador del sistema Pegasus".

Anuncios
Anuncios

En la citada acta se especifica que Pegasus deberá ser usado "contra 500 objetivos de manera simultánea", y fue adquirido a la empresa Grupo Tech Bull por alrededor de 540 millones 480 mil pesos, según la cotización de la moneda estadounidense en ese fin de año.

Cómo inicio el escándalo

El periódico The New York Times publicó en su edición del pasado 19 de junio, que el gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto había gastado, desde el 2011, casi 80 millones de dólares en la compra de software de espionaje a una empresa de origen israelí que se especializa en ese tipo de programas cibernéticos. La empresa NSO fabrica dicho sistema, Pegasus, y lo vende exclusivamente a gobiernos de diferentes países bajo la condición de que sólo sea utilizado para labores de inteligencia contra terroristas, cárteles de la droga o grupos criminales.

Anuncios

El rotativo dio a conocer cinco casos de espionaje: el gobierno federal hackeó o intento hackear los celulares de abogados que investigaron la desaparición de 43 jóvenes en Ayotzinapa, Guerrero, del activista anticorrupción Juan Pardinas, de los periodistas Carmen Aristegui (quien no ha dejado de recibir ataques del gobierno desde que dio a conocer la corrupción en la compra de una lujosa mansión en la Ciudad de México por parte de la pareja presidencial) y Carlos Loret de Mola; también se espió a una abogada norteamericana que investiga casos de violación de jóvenes mujeres por policías en diversos estados del país. En algunos casos, al no poder acceder a la información de los celulares de varias de estas personas, lo que se logra al persuadir a que los propietarios opriman un enlace que les es enviado, intentaron espiar los celulares de familiares, entre ellos el hijo de Aristegui.

Críticas por estas prácticas

El caso de inmediato originó muchas críticas y una ola de indignación nacional debido a los numerosos casos de asesinatos de periodistas por todo el país durante la actual administración, y en general al descontento de la ciudadanía con el gobierno, por los también numerosos casos de corrupción #Política que cuestan miles de millones de pesos al público.

Anuncios

Políticos de oposición de inmediato solicitaron una investigación a fondo, los analistas políticos criticaron además el despilfarro de dinero para espiar a personas que no significan ninguna amenaza contra la nación. Lo más curioso del caso es que la misma PGR se subió a la ola de indignación, anunciando que solicitaria la cooperación del FBI, y otras instancias tanto nacionales como internacionales, para realizar una investigación detallada.

La periodista demandó al Presidente que explicara las razones por las que se espía a periodistas, mientras que Peña Nieto aseguró en un principio que no había una sola prueba que ligara a su gobierno con dicho espionaje. Posteriormente aseguró que México tiene una sociedad que "las más de la veces se siente espiada" y que incluso él se siente espiado. También señaló que esperaba que, al "amparo de la ley" se puedan realizar cargos contra "quienes han levantado falsos dichos contra el Gobierno de la República", lo que le generó más críticas por su tono amenazante.

Finalmente aseguró que ordenó a la Procuraduría General de la República que investigue dichas acusaciones de espionaje. Parece que la PGR tendrá que investigarse a sí misma, según la última información sobre el caso dada a conocer este miércoles 28 de junio de 2017. #gobierno Peña Nieto #Espionaje smartphones