Alimentar a un bebé a lo largo de un mes equivale a sostener a una familia de cinco integrantes con la canasta básica, pues los gastos de manutención al comprar formulas pueden llegar hasta seis mil pesos mensuales, declaró la doctora Erika Paola García Flores.

La Subdirectora de Atención al Recién Nacido y Prevención de la Discapacidad del Centro Nacional de Equidad de Género y #Salud Reproductiva también aseguró que el incrementar las tasa de lactancia en el país puede significar ahorros de 20 hasta 25 millones de pesos por no comprar formulas infantiles.

De acuerdo con datos de la Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) si todos los bebes fueran alimentados exclusivamente con lactancia desde el nacimiento, sería posible salvar cada año aproximadamente 1.5 millones de vidas.

México, según la Unicef, ocupa a nivel mundial, el segundo lugar con menos mujeres que amamantan a sus hijos, "la realidad de las cosas es que tenemos un índice de lactancia materno exclusivo de 14.4 la nacional. Lo que es un índice bajo si no referimos a lactancia materna exclusiva", señaló García Flores.

Lo primero que se debe cambiar es la cuestión cultural de que solo deben tomar leche los primeros seis meses, esa es la base, pero es importante es continuarla hasta los dos años. Si lo dejamos solo hasta los seis meses los bebes corren riesgo de enfermedades. Hay que cambiar la cultura y reiterar que la leche materna si sirve después de los seis meses de vida", dijo.

Puntualizó que desde la Secretaria de Salud (Ssa) se sabe que el fomento de la lactancia materna es una situación que se debe atender ya que representa un problema de salud pública y hay que realizar intervenciones.

"La ventaja que tenemos con la leche es que la absorción de hierro, y algunas vitaminas y minerales es mejor en comparación con las formulas, proporciona, el agua suficiente y todo lo que el bebe necesita lo va aportar en las cantidades adecuadas".

La maravilla de la leche materna - dijo- es que va ir cambiando de acuerdo a las necesidades que tiene cada bebe, es decir "si la mamá tuvo un bebe prematuro la leche será la adecuada en concentración de todos los elementos para alimentar a su bebe prematuro, lo mismo conforme va pasando el tiempo la leche ira madurando conforme crezca el bebe y se adecuara a las necesidades del bebe , cosa que no sucede con la leche del bote".

Otra cosa que ninguna leche en absoluto puede tener, explicó, es la transmisión de anticuerpos contra infecciones, alergias e incluso leucemia, "la leche se adecua a la hora del día, el peso del bebe, a la edad de gestación del bebe y ayuda a los bebe a que avance muy rápido el meconio (popo verdosa que tienen los bebes), ayuda a los bebes que madure su intestino, y la maduración de órganos incluso del cerebro".

A futuro se fomenta la prevención de la desnutrición, obesidad y algunas otras enfermedades de vías respiratorias, gastritis y sobre todo reduce la muerte de los bebes, lo cual "la hace la intervención más costo - efectiva en la reducción de la mortalidad infantil".

Los beneficios para la mamá también son numerosos pues cuando tenemos un apego inmediato - dentro de los primero 30 minutos de recién nacido - reducirá la hemorragias del posparto, se considera un método anticonceptivo, reduce el riesgo de cáncer de mama y ovario, osteoporosis y ayuda recuperar el peso, ya que "la producción de la leche materna equivale a hacer una hora de spinning aproximadamente". #Padres hoy