Uno de los cánceres más agresivos contra el hombre es el cáncer de próstata, sin embargo entre la población masculina es tabú hablar de ello o motivo de burla debido al estudio de tacto rectal que se realiza para su identificación.

El cáncer de próstata es tan agresivo y mortal como cualquier otro que se detecte en una etapa avanzada.

Su correcta detección y prevención oportuna, son factores fundamentales para su tratamiento oportuno que deriven una mejor calidad de vida del paciente.

Todos los hombres a partir de los 40 años, debe de realizarse un estudio de revisión, teniendo mayor atención sí su padre o algún hermano haya tenido este malestar ya que el riesgo es mayor en estos casos.

Esta enfermedad aumenta considerablemente la probabilidad de padecerla, con el envejecimiento del hombre.

Este tipo de cáncer es más común en hombres afroamericanos que en hombres blancos y blancos hispanos y es menos común en asiáticos e indígenas americanos.

Los hombres que tienen células llamadas neoplasis intraepitelial prostática de alto grado, tienen un riesgo mayor de padecer esta enfermedad.

Estás células son fácilmente identificables en un examen con microscopio, sin embargo la mejor forma de detectar un aumento de tamaño o malformación en la próstata, es mediante el tacto rectal realizado por un médico especialista.

Quitarnos el tabú de que este tipo de examen nos hace menos hombres, puede llegar a salvar nuestras vidas. #Salud #cancer de próstata