Es fuente de energía, felicidad, belleza y salud, primero que nada, debido a que es rico en vitaminas A, B, D, y E, así como potasio y calcio. Además, contienen magnesio, esencial para la salud del corazón y el cerebro, como lo reveló un estudio de Cambridge University, al probar que el consumo de al menos dos cuadritos de #Chocolate negro a la semana ayuda a disminuir un 37% las posibilidades de desarrollar enfermedades cardiovasculares y un 29% el riesgo de accidente cerebrovascular, esto debido a sus altas concentraciones de #antioxidantes, los cuales contribuyen igualmente al retardo del envejecimiento celular.

Según un estudio realizado por la Universidad de Osaka, Japón, la teobromina presente en el chocolate mata a una de las bacterias responsables de la caries dental.

Anuncios
Anuncios

También, esta substancia química ha demostrado ser eficaz en el endurecimiento del esmalte de los dientes. Que quede claro que esto no excluye de los tres cepillados diarios, ya que mucho chocolate también puede manchar los dientes, sin mencionar que normalmente tiene azúcar añadida.

“Keep calm and eat chocolate!”

¿Les ha pasado que cuando están tristes y comen chocolate le hace sentir más tranquilos y felices? Esto se debe a sus efectos anti-depresivos provocados por diversas substancias químicas, tales como la teobromina, que tiene un efecto euforizante, y el triptófano, que es un aminoácido utilizado por el cerebro para crear el neurotransmisor de la serotonina, el cual controla entre otras cosas el humor y el comportamiento. Igualmente, favorece la emisión de endorfinas, que actúan como neurotransmisores, mejorando el estado de ánimo.

Anuncios

Asimismo, contiene feniletilalanina, asociada con la euforia inicial del enamoramiento, la cual también actúa como un #anti-depresivo al combinarse con la dopamina (otro neurotransmisor), presente naturalmente en el cerebro, según Science Focus de la BBC.

El chocolate como elemento de belleza

Anti-envejecimiento, anti-celulitis, calmante… el chocolate es benéfico para el cuerpo entero. El cacao ayuda al cuidado de la piel y permite la hidratación de la epidermis, por lo que no es raro que se utilice en cosméticos, cremas para cuerpo o manos y mascarillas de belleza para la cara.

El chocolate también se utiliza en tratamientos para el cabello, ya que aumenta la melanina, un pigmento responsable del color del pelo, previniendo así la aparición de canas, sin mencionar que favorece la hidratación del cuero cabelludo.

Todo con medida, por más difícil que sea

La grasa del chocolate es benéfica, ya que nos ayuda a absorber nutrientes, según un artículo se Psychologies UK. Sin embargo, como todo en la vida, en exceso causa aumento de peso.

Anuncios

Por lo anterior, es importante denotar que el beneficio del chocolate se mantienen siempre y cuando uno se coma uno… o dos, y no ¡la caja entera! –por más difícil que sea resistirse.

Estudios recientes destacaron en el chocolate la presencia de un neurotransmisor, cuyos efectos de euforia se asemejan a los del cannabis. Sin embargo, esto no hace del chocolate una droga, puesto que éste genera sólo avidez, más que un efecto tóxico-adictivo.

En fin, el chocolate es bueno, pero hay que notar que sus beneficios son mucho mayores entre más oscuro sea, debido a su alto contenido de cacao, a sus bajos niveles de azúcar y de otros componentes artificiales que se la hayan podido añadir en el proceso de fabricación.