Como parte de los avances de la medicina estética, la ultracavitación se consolida como uno de los tratamientos más demandados por parte de mujeres y hombres, con la finalidad de eliminar los depósitos de grasa sin necesidad de recurrir al bisturí. Este procedimiento estético funciona como una liposucción sin cirugía y garantiza resultados favorables para moldear la figura.

La ultracavitación se realiza por medio de la generación de burbujas en el tejido graso, las cuales estallan de manera precisa, evitando dañar la micro circulación sanguínea; con este procedimiento se logra que el adipocito libere su contenido, el cual es luego utilizado como fuente de energía por los diferentes tejidos corporales del cuerpo humano.

Anuncios
Anuncios

A través de la ultracavitación se generan y controlan micro-burbujas de vacío en el interior de un fluido, para provocar la implosión del mismo. Este método se aplica en la grasa corporal y rompe la estructura de los depósitos grasos localizados, que normalmente se resisten al ejercicio y las dietas. Una vez que se logran destruir estos depósitos, la grasa se convierte en líquido y se eliminan los glicoles, por medio del sistema linfático y es mucho más fácil expulsar la grasa por medio de ejercicios, plataformas vibratorias o electro-estimulación.

Método no invasivo

La ultracavitación es un método estético que se está difundiendo en muchos centros de #Belleza, supone un término medio entre las dietas y la liposucción, no es un método invasivo porque no requiere intervenciones quirúrgicas.

Anuncios

A través del proceso de cavitación, los pacientes obtienen efectos reafirmantes en la piel y los músculos, muy moldeador en las zonas deseadas, cuyos efectos pueden apreciarse en pocas sesiones.

Los tratamientos de la ultracavitación se realizan solamente en el abdomen, glúteos o en las zonas internas o externas de las piernas, debido a la acumulación de grasa que puede ocurrir en estas áreas. Cada sesión se realiza durante 35 a 40 minutos, utilizando un equipo especial que realizará las técnicas de drenaje, evitando que la grasa se reabsorba nuevamente. En cada sesión que se le realiza al paciente, se puede llegar a producir una reducción del volumen de aproximadamente unos dos centímetros, lo cual va a contribuir a moldear la silueta.

El número de sesiones a realizar va a depender de las necesidades de los pacientes, sin embargo, se recomienda entre 8 y 10 sesiones, de unos 15 ó 20 minutos por zona corporal, para lograr resultados satisfactorios. El procedimiento de la ultracavitación no es doloroso y recomendable para ambos sexos, con edades entre 18 y 65 años. Sin duda, una excelente alternativa para aquellas personas interesadas en mejorar su apariencia física. Utilizando esta nueva tecnología se elimina la adiposidad localizada y se combate la celulitis, constituyéndose en una alternativa ideal para la modelación corporal sin bisturí. #Ciencia #Salud