Kim Kardashian regaló a sus empleados, con motivo de las fiestas navideñas vales de tratamiento de botox, según ella para que se encuentren más felices. Los empleados se han sentido además de decepcionados ofendidos.

La mediática estrella de Estados Unidos ha hecho como cada año su regalo de #Navidad a sus empleados, la diferencia que en este 2014 lejos de ser una tradicional canasta con productos navideños, Kim ha regalado a sus trabajadores tratamientos con botox. Siempre les había ofrecido a sus empleados mejoras estéticas, con lo cual tanto niñeras, asistentes, y sirvientas se sienten ofendidos.

Los empleados de Kim no necesitan de esas cosas, está bien que su jefa viva de su cuerpo y se realiza los "arreglos" que ella crea conveniente, pero en el caso de los trabajadores no están de acuerdo en los tratamientos para ellos.

Anuncios
Anuncios

Lo que no han entendido sus trabajadores es que si ella ya se los ofreció y no aceptaron porque hacerles un regalo de estas características.

Ahí es de donde tratan de tacaña a su jefa, ya que los vales son para la clínica donde Kim se realiza sus cirugías, y según las fuentes, se los habían regalado y no invirtió un dólar en estos regalos. Los vales son por un valor de 500 dólares y la diva no se puede creer aún que sus empleados no le acepten semejante regalo. La mayoría de ellos le han dado las gracias, pero no lo han aceptado.

Esperemos que Kim piensa más en sus trabajadores y como hacerlos feliz en estas fiestas, porque hasta el momento no ha pensado en las necesidades de ellos.

Por su parte Kim si que se dará el gusto de cada año, en estas fiestas piensa darse un "atracón", según ha confesado la estrella del reality durante todo el año se mantiene a dietas.

Anuncios

Aunque según ella misma no son dietas muy estrictas, lo que fuentes cercanas han desmentido, ya que se cuida mucho más de lo que dice, además de hacer muchas horas de ejercicios deportivos para mantener su figura.

Hay que entender que Kim vive de su cuerpo y mantenerlo espectacular y más que su trabajo. Por ello en navidades se permite comer un poco más de lo normal en su rutina. Este es el primer año que lo pasa junto a su marido, así que a diferencia de ella con sus empleados, esperemos que él, sí le haga un buen regalo. #Moda #Animales