Sabemos que a Hollywood le gusta mostrar en las películas futuristas a robots luchando contra el crimen. Pero nosotros ya no necesitamos eso porque el futuro ya esta aqui, acaba de comenzar con la introducción de Knight Scope K5, el primero robot de seguridad y vigilancia.


El aspecto físico no tiene nada que ver con  el RoboCop de la película, su forma es más parecida al famoso R2D2, este nuevo robot tiene el potencial de cambiar toda una industria, que genera en los Estados Unidos alrededor de $28 mil millones de dólares.

De hecho un informe de estadísticas, confirma que en el país se comete un crimen cada tres minutos, esto comprueba  la necesidad de cambio que necesita la industria de la seguridad.


William Santana Li, CEO de Knightscope dijo somos una empresa de seguridad se trata de Security 3.0, no somos solo una compañía robótica. No se trata de levantarse un día y tomar la decisión de hacer un robot, este proyecto ya se venía gestando sobre todo viendo el trabajo repetitivo, mundano y que no ha cambiado su metodología en años, ahora es el momento de cambiar. No podemos seguir de esta manera. Existe #Tecnología mucho más inteligente que puede ayudar a las personas a realizar su trabajo, sobre todo si ponen en peligro su vida por un salario mínimo.

Li asegura que algunos de los centros comerciales mas grandes, están ahora en su lista de espera para adquirir el Knight Scope K5.


El Knightscope K5 en su interior tiene una gran cantidad de tecnología. Puede predecir el análisis de comportamientos, tiene sensores térmicos, sensores de proximidad, grabación de audio y vídeo, detección radiológica, vídeo de alta definición, GPS, mapas en 3D y esto solo para empezar.


Li afirma que "están trabajando en un problema difícil que afecta a todo el mundo", está convencido que su software, el hardware y sobre todo la participación de la comunidad pueden ayudar a reducir la delincuencia. Los robots podrían prevenir y predecir la criminalidad.


El Knightscope K5 actualmente se encuentra en fase Beta, de pruebas, durante este tiempo se depurará y adaptará la tecnología a medida que vaya avanzando, la utilización de un k5 en un aeropuerto o puerto marítimo sería diferente que la de un centro comercial o campus corporativo. Un ejemplo es que el robot, necesita ver, oír, oler y sentir, y para un puerto marítimo su función de oler tendría que ser más elevada.


El Ceo dice que se puede dar un muy buen uso a la tecnología, que en el sector de seguridad no hay suficiente personal para cubrir todas las áreas, podemos complementar muy bien la nueva tecnología que tenemos ahora a nuestra disposición.

La ciencia y la tecnología continúan su desarrollo, y ahora empezamos a mirarla con más facilidad para el uso de nuestra protección y el confort de nuestras vidas.