Gracias al diseñador holandés Daan Roosegaarde y su equipo de expertos se ha creado la más grande aspiradora de contaminación en todo el mundo. La Smog Free Tower utiliza #Tecnología de iones “para producir burbujas de smog libre del espacio público, lo que permite a la gente respirar aire limpio” y disfrutar una experiencia de manera gratuita.

Según señalan en su página de Internet (https://www.studioroosegaarde.net/projects/#smog-free- project) el studio Roosegaarde diseñó Smog Free Rings y Smog Free Cufflinks de partículas comprimidas de smog. Es así, que al compartir Smog Free Jewellery es posible donar 1000 m3 de aire limpio a la ciudad.

The Smog Free Project llega a un mundo contaminado no tanto como la solución final sino como una experiencia sensorial para respirar aire limpio y tener un mejor futuro. La triada Gobiernos-ONGs-Industria de tecnología limpia se une a la labor que también puede llevar a cabo la sociedad y ser parte de la solución y no del problema. 

Detalles

Desde el año 2014 hasta el 2018 la Smog Free Tower, equipada con ambiente eco-friendly y patentado con tecnología de iones libres de ozono, estará abierta al público en Rotterdam, Holanda. Posteriormente viajará alrededor de todo el mundo y mostrará cómo “limpia 30.000 m3 de smog por hora, su funcionamiento con energía eólica verde y cómo no utiliza más electricidad que la waterboiler (1400 watts)”.

Roosegaard inició su carrera como artista interactivo y es una pieza clave en el cambio social y físico de diversos espacios públicos. Algunos de sus trabajos son la instalación que permite a la gente sentirse debajo del agua, líneas de autopistas que funcionan al recargarse con la luz del sol y que se iluminan por la noche y, una ciclo vía.

Esta torre sustentable y muy amigable con el ambiente gasta una cantidad similar de electricidad y agua que un boiler. Y pese a que se encuentra afuera del estudio de Roosegaard, ya ha visitado la ciudad de Beijing, China, debido a sus altos índices de contaminación.

Otro de los beneficios de esta torre es que el smog recolectado en pequeños cubos se convierte en joyería la cual ya está disponible a través de su página de Internet; todo esto gracias a su desarrollador Daan, socios expertos ENS y todo el equipo de Studio Roosegaarde. Durante la campaña de Kickstarter para financiar el proyecto, los anillos y mancuernillas se dieron como obsequio al hacer una donación.

Ojalá y esta torre visite la Ciudad de México, ya que es uno de los lugares más contaminados del planeta y diversos reportes señalan cómo más de 500 mil toneladas de dióxido de carbono se expanden año tras año, debido a las emisiones de empresas tabacaleras, de bebidas y alimentos y, el uso de transportes.

@JeaneteAlcantar  #Ecología #Europa