Desde hace unos días circula un mensaje por Whatsapp alertando que el uso de teléfonos celulares en el banco será penado hasta con una multa de medio salario mínimo; sin mencionar la fuente, recomienda que no se utilice ningún dispositivo móvil en el banco y pide que se difunda entre los contactos. Este mensaje, no sólo se distribuye en México, sino también, en otros países de Latinoamérica como Colombia. Por supuesto, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), no reconoce la veracidad del mensaje, ni documentos oficiales lo avalan.

Muchos de los mensajes no son reales

Y es que así, día a día, circulan falsos mensajes en #WhatsApp, que van desde amenazas con cobrar el servicio si no distribuyes el texto, hasta advertencias de apagar el #celular desde media noche hasta pasadas las 3 de la mañana, por supuesta radiación cósmica.

Anuncios
Anuncios

En México, en enero de este año, mientras se realizaban protestas por la subida a los precios de la gasolina, las #Redes Sociales y, en particular, Whatsapp fueron promotores del miedo y la histeria; circulaban audios de supuestas autoridades policíacas que hablaban de enfrentamientos, saqueos y demás; lejos de ayudar a que la población pudiera actuar con responsabilidad, estos mensajes ponían en riesgo la estabilidad emocional de la gente y su integridad física y psicológica.

El pasado mes de mayo, la India fue testigo de la histeria colectiva que cobró la vida de seis personas, motivo de mensajes falsos de Whatsapp que hablaban de falsos delincuentes, miembros de una banda violenta del crimen organizado, y que hizo que la población entrara en psicosis y linchara a los que creyó, eran secuestradores y miembros de este supuesto grupo delictivo.

Anuncios

¿Estás ante un mensaje sospechoso? Verifica antes

Lo anterior hace que nos replanteemos la distribución de mensajes “en masa”; por lo que antes de compartir, es recomendable seguir estos consejos:

¿El mensaje tiene una fuente o es un texto anónimo?

No es aconsejable compartir mensajes sin autor o con textos del tipo “a una persona muy cercana le pasó”.

¿La fuente es confiable?

Quizá el mensaje remita a un portal de noticias, pero muchos de estos sitios son apócrifos, incluso fuentes serias de información son duplicadas por sitios “piratas” a los cuales se les cambia algún rasgo o sigla; hay que revisar bien la fuente o corroborar con otro medio la veracidad de la información.

¿Qué va a pasar si difundo esta información?

Es conveniente que luego de verificar todas las fuentes, sepas que reenviar un mensaje en masa tiene consecuencias. ¿Generará psicosis? ¿Verá alguien contenido inapropiado? ¿Pone en riesgo la intimidad de alguien?

Utiliza las redes con responsabilidad, el buen uso de ellas, te protege a ti y a tus seres queridos.