Con más de una docena de diferentes cepas de influenza circulando por el mundo en un momento dado, la temporada de gripe es un poco como una caja de bombones: nunca se sabe lo que se va a conseguir.

Esa es una razón por la que necesita una #Vacuna contra la gripe todos los años. Distintas cepas de gripe [VIDEO]están constantemente adaptándose a diferentes formas de evadir las defensas de su sistema inmunológico y, hasta el momento, no existe una sola vacuna que pueda protegerlo de todas ellas.

Los Ángeles (UCLA), podría llevar a los investigadores [VIDEO] un paso más cerca de la protección universal contra la gripe . Diseñados a partir de múltiples cepas del virus de la influenza, todos los cuales tienen vulnerabilidades, para un tipo específico de proteína en el sistema inmune, la vacuna protegió exitosamente a los animales de prueba de dos cepas diferentes de la gripe en el laboratorio.

Proteínas antivirales

La base para el nuevo candidato a vacuna radica en un componente del sistema inmune llamado interferones. Cuando su sistema inmune detecta una infección, los interferones se encuentran entre los primeros en responder en la escena, según el estudio, publicado en la revista Science. Fiel a su nombre, la función principal de estas proteínas antivirales es interferir con la propagación de virus. Lo hacen al señalar el peligro para las células huésped circundantes, activando múltiples genes [VIDEO]protectores para promover una respuesta inmune rápida que, con suerte, matará al virus y ayudará al sistema inmunitario, a adaptarse al virus para una protección duradera.

"Si los virus no inducen interferones, no se matarán en la defensa de primera línea, y sin interferones, la respuesta inmune adaptativa es limitada", dijo el autor principal del estudio Ren Sun, profesor de farmacología molecular y médica en la Escuela David Geffen of Medicine en UCLA, en un comunicado .

"Por estas razones, los virus han desarrollado estrategias para evadir la detección y limitar la producción de interferones por organismos hospederos".

Con esto en mente, Sun y sus colegas pasaron cuatro años investigando el genoma completo de la gripe, para identificar cualquier mutación que inhiba o mejore la respuesta del interferón del huésped. Estudios previos demostraron que era posible desactivar las secuencias genéticas individuales, responsables del bloqueo de los interferones, pero Sun y sus colegas se determinaron a ir más allá, apuntando a múltiples sitios de bloqueo de interferón, para inhibir el virus tanto como sea posible.

Esta investigación implicaba la secuenciación de cada aminoácido en el genoma de la gripe, y finalmente permitió a los investigadores identificar ocho mutaciones, que hicieron que varios genes de la influenza fueran particularmente sensibles a los interferones. Combinaron estas ocho mutaciones en una nueva cepa de gripe "hiperinterferón sensible" (HIS) que, teóricamente, estimularía una fuerte respuesta inmune en los hospedadores infectados.

Esta nueva cepa podría convertirse en la base de una vacuna, contra la gripe más amplia y efectiva, escribieron los investigadores.

Un paso hacia la protección universal

Los investigadores analizaron la vacuna en varios ratones de laboratorio y hurones (sujetos de prueba comunes para la infección de influenza, anotaron los autores). La vacuna demostró ser segura: "Los sujetos de prueba mostraron ningún aumento en el número de copias, ninguna patología y ninguna pérdida de peso corporal o muerte con la vacuna", dijo el autor principal del estudio Yushen Du, un doctorado reciente de UCLA, a Live Science en un correo electrónico.

Aún más emocionante, dijo Du, la vacuna también demostró ser efectiva. Cuando a los animales de prueba se les inyectó la vacuna, produjeron una respuesta inmune potente, cuando estuvieron expuestos a diversas cepas de la gripe. Y aunque la vacuna se derivó de una cepa de gripe H1N1, los animales que estuvieron expuestos a la cepa H3N2 también mostraron una respuesta inmune efectiva, lo que sugiere que la vacuna estimulante del interferón estaba haciendo su trabajo.

Los efectos protectores de la nueva vacuna probablemente se deben a la generación de "células T de reacción cruzada", células inmunes que pueden "reaccionar con múltiples cepas virales", John Teijaro, profesor asistente en el Departamento de Inmunología y Microbiología en The Scripps Research Institute, y Dennis Burton, co-presidente del mismo departamento, escribieron en un comentario que apareció junto con el estudio en la revista Science. En otras palabras, la vacuna parece conducir a la liberación de poderosas células T, que pueden combatir múltiples cepas de la gripe.

"Además de aumentar la seguridad de la vacuna, el uso de mutaciones diseminadas por todo el genoma viral, debería ser una barrera para el desarrollo de la resistencia viral", escribieron Teijaro y Burton. Esto es importante, porque si un virus se vuelve resistente a una vacuna, la vacuna ya no es útil.

Este nuevo método de ingeniería de virus con vulnerabilidades inmunes específicas podría aplicarse a otras enfermedades además de la influenza, según el estudio. Pero a pesar de este nuevo éxito, muchos desafíos marcan el camino hacia una vacuna universal contra la gripe. Por un lado, el nuevo estudio probó la exposición a solo dos cepas de gripe, H1N1 y H3N2, mientras que muchas otras cepas peligrosas permanecen. "Sería valioso probar virus adicionales, incluidos los subtipos aviar altamente virulentos como H5N1 y H7N9, en estudios posteriores", escribieron Teijaro y Burton.

Según Du, el equipo continuará su investigación ampliando el estudio a un tipo de virus de la gripe llamado virus de la influenza B, que infecta solo a humanos, hurones y focas. "También estamos pensando en realizar pruebas en animales a gran escala antes de entrar en ensayos clínicos en humanos de la cepa de la vacuna actual". #Ciencia