Para la mayor parte de su historia, la NASA [VIDEO] ha utilizado tres tipos de tecnologías de generación eléctrica para suministrar energía a sus naves espaciales. Estas tecnologías incluyen paneles solares, generadores termoeléctricos radioisotópicos que utilizan el decaimiento de combustible de plutonio para proporcionar el calor para generar electricidad, y las pilas de combustible de hidrógeno, que convierten el hidrógeno y el oxígeno en electricidad y agua utilizando un catalizador. Ahora, según NBC, la agencia espacial está en busca de la fisión nuclear para proporcionar energía para las futuras naves espaciales y bases de la superficie de la Luna y Marte.

La NASA y la energía nuclear

En los años sesenta, cuando el dinero estaba fluyendo gracias al programa Apolo, la NASA incursionó fuertemente en la energía nuclear en espacios fuera de la tierra. La primera y única planta de energía nuclear que la agencia espacial lanzó al espacio fue llamada "SNAP 10A". Este mini generador producirá alrededor de 10 kilovatios de electricidad cada uno, una mucho menor cantidad de energía que las plantas comunes en la tierra. La idea es que, como muchas de estas mini-plantas será conectada a una base lunar según sea necesario para proporcionar energía enfocada en las necesidades primarias de las bases.

Funcionamiento de las plantas nucleares

Como las centrales nucleares convencionales, estos mini-generadores funcionan dividiendo el material fisionable para generar calor, lo que mueve a los motores que generan electricidad.

La NASA estima que una expedición a Marte necesitará 40 kilovatios de electricidad, suficientes para alimentar ocho casas de un tamaño regular. Los generadores pueden ser lanzados en frío y sólo comenzará la radiación cuando estén conectados y encendidos.

¡Lo que esta por suceder en este año!

El prototipo de planta nuclear que pueden generar un kilovatio de electricidad se estará probando en este 2018. Si la prueba es exitosa, el próximo paso sería probablemente un generador de escala completa conectada a una sonda, es decir, sera enviado permanentemente al interior del cráter Shackleton situado en la luna.

Las películas de ciencia ficción ya no son solamente imaginación, en este siglo XXI se han estado desarrollando tecnologías avanzadas con el propósito de estar investigando el espacio profundo cada vez mas; lo que nos lleva a pensar que en poco tiempo el viajar al espacio será una acción cotidiana.