El pasado año 2017 fue uno de los años más contaminantes de la historia desde que se contabilizan los registros. Concretamente, 2017 arrojó datos irrefutables, esta vez sobre las muertes de niños relacionadas con factores medioambientales. Y es que la contaminación del medio ambiente está, cada vez más, en boca de todos: analistas, expertos, científicos e, incluso, de la propia población.

Las defunciones de niños por culpa de la polución

La Organización Mundial de la Salud, OMS por sus siglas, mostró una serie de datos en relación al curso pasado en los que se demuestra que una de las causas principales de muerte de niños tienen que ver con la contaminación medioambiental. Una polución que se llevó la vida de nada más y nada menos que 1,7 millones de infantes, según los informes publicados por la organización.

Anuncios
Anuncios

Las causas de las muertes

Los informes, además de mostrar las cifras de los afectados a nivel mundial, recoge una serie de causas o factores que podrían haber sido los principales males relacionados con las muertes de esos casi dos millones de niños.

Como principales causas, las publicaciones señalan:

  • Contaminación del aire en espacios cerrados
  • Humo del tabaco (de forma pasiva)
  • Mala calidad del agua
  • Poca higiene e inapropiada
Haz clic para leer más