Publicidad
Publicidad

Científicos canadienses detectaron una señal de radio de origen extraterrestre, parece ciencia ficción, pero el título es correcto y es que por definición toda señal captada fuera de nuestro planeta es considerado extraterrestre; aclaro también que los humanos inventamos la radio pero no las ondas de radio.

Estas ondas electromagnéticas están presentes desde el inicio de nuestro mundo, lo único que hemos hecho los humanos y quizá alguna civilización extraterrestre es aprovechar dichas ondas para transmitir algún mensaje; estas son un enigma, tienen poco de conocerse y se sabe muy poco de estas señales.

Radiotelescopio CHIME detectó la primera señal

La mañana del 25 de julio de 2018, un informe emitido por The Astronomer´s Telegram señaló que una serie de radio telescopios, situados en la Columbia Británica, Canadá detectaron una FRB, siglas en inglés que significan ondas rápidas de radio, muy extrañas.

Advertisement

Estas ráfagas fueron detectadas gracias al CHIME (Canadian Hydrogen Intensity Mapping Experiment), por lo tanto, estamos hablando de un hecho novedoso en la astronomía, con una gran cantidad de enigmas y el más grande de ellos, es su origen.

Hipótesis del origen de estas emisiones de radio

Los científicos han intentado dilucidar de donde vienen las extrañas ráfagas de radio, que detectaron los radio telescopios canadienses, y han desarrollado algunas hipótesis las cuales intentan explicarnos esto, aquí algunas de estas:

  • Las emisiones proceden de dos agujeros negros.
  • El choque de dos estrellas de neutrones.
  • La absorción de una estrella de neutrones por un agujero negro.
  • Efectos extraños producidos por la materia oscura.
  • Emitidos por alguna civilización extraterreste.

Aunque la hipótesis más cercana para explicar las ráfagas de radio recibidas serían las conocidas Magnetares, las cuales son estrellas de neutrones con un intenso campo magnético, pero hasta el momento todo es una teoría y los científicos aún tratan de averiguar su origen.

Advertisement
Vídeos destacados del día

La dificultad de detectar de donde vienen estas ráfagas radica en el mismo nombre que se le dieron, ya que son tan rápidas que sólo permanecen a veces unos mili segundos en el radar, lo único sabido es que estas emisiones no provienen de nuestra Vía Láctea, sino de más allá.

La FRB 121102

Hasta la fecha, hemos recibido más de 50 FRB pero no fue sino hasta el año pasado cuando los astrónomos lograron aislar una de ellas, la FRB 121102, esto porque se repite periódicamente y que proviene de una galaxia, apenas visible a una distancia de 3 mil millones de años luz de la nuestra.

¿Acaso estas señales son emitidas por estrellas, son anomalías del universo o quizá alguna civilización extraterrestre intentando comunicarse con nosotros?