Tras mucho tiempo de batalla en contra del Covid 19 a nivel global, la ciencia y el desarrollo médico han dado buenos resultados para crear un nuevo fármaco o medicamento que sea capaz de neutralizar o, en su defecto, mejorar los daños que el virus genera en el sistema inmunológico.

Estados Unidos y Rusia han tenido mejores resultados en el desarrollo del medicamento para el COVID

Los países que han participado para la creación del nuevo medicamento en contra del SARS-COV-2 son potencialmente conocidos por su solvencia tecnológica y económica que tienen para el desarrollo de un medicamento ante la contingencia.

Gran parte de estos esfuerzos pertenecen al Continente Europeo y Asiático como puede ser el caso de Alemania, China, Rusia, Inglaterra, Francia y Estados Unidos (por parte del Continente Americano), que suman fuerzas para descubrir un método médico contra el nuevo coronavirus. No obstante, de todos los países que investigan para el desarrollo del medicamento, Estados Unidos y Rusia, son dos naciones que han tenido buenos resultados ante el desarrollo de ésta.

Rusia tiene en su poder el medicamento “Sputnik V” que se encuentran en últimas fases de desarrollo y que diversos medios han mostrado sus buenos resultados ante las personas más afectadas por el virus, mientras que por parte de Estados Unidos tiene en su poder el medicamento “Moderna” que diversos medios han mostrado buenas noticias ante los resultados positivos de su fase de desarrollo.

Argentina y México en colaboración para la creación de una vacuna

A pesar de que el nuevo virus que surgió a finales del año pasado y pusiera en "jaque" el sistema médico y económico de gran parte de los países de América Latina, el pasado miércoles 12 de agosto se anunció de manera oficial una colaboración con el Gobierno argentino y mexicano para la creación de una vacuna que se descubrió en la universidad Oxford (Reino Unido) pero que será patentada por la Fundación Slim para su uso en América Latina.

Argentina será la encargada de producir el contenido mientras que México se dedicará a envasar el medicamento y distribuirlo por Latinoamérica (con excepción de Brasil).

El costo de cada uno de estos medicamentos será más inferior en comparación de otras medicinas que combaten el nuevo coronavirus, siendo una gran ventaja para el acceso a ella en gran parte de los países latinoamericanos y será implementada de manera gratuita en programas de servicios de Salud en el gobierno de la República Mexicana.

De todas las posibles medicinas que se están empezando a considerar para el uso y distribución de diferentes partes del mundo la fecha estimada para su uso y distribución se estima que será en los primeros meses del año 2021, esto con el objetivo de acelerar el tiempo estimado de la duración de la pandemia y evitar mas muertes siguiendo el protocolo de seguridad para evitar mas contagios.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!