El delantero estrella del Tottenham, Harry Kane , lo volvió a hacer, anotó un gol muy importante este sábado contra el equipo de los Gunners, hay que recordar que el delantero de los Spurs, también le anotó al Arsenal en el 2015, y el mismo jugador dijo que había sido el mejor gol de su carrera, y este sábado se volvió a repetir la historia. El gol de Kane fue un rematé espectacular de cabeza, parecía que su movimiento en el aire al saltar fue fríamente calculado, elevándose por encima de Laurent Koscielny, antes de plantar un el cabezazo y poner en la esquina más alejada.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Futbol

El reclamo del equipo del Arsenal

Los jugadores del Arsenal gritaban en un intento de reclamar una falta, por empujar a Koscielny en el área y también Arsène Wenger, pero los llamados sonaron a desesperación.

Fue el séptimo gol de Kane en siete partidos de la Premier League contra el Arsenal. Esta fue una demostración del poder y la forma física superior del equipo del Tottenham , tanto como su capacidad técnica. Después de una primera mitad muy tibia y sin grandes jugadas de peligro, el objetivo de Kane fue el avisar para que el equipo de los Spurs pusieran “la bota en las garganta” de sus rivales. Presionaron con fuerza y ​​como el Arsenal fue perdiendo su forma en el terreno de juego, era una maravilla cómo no se convirtió en una paliza para los Gunners.

La segunda mitad del partido pertenecía al equipo del Tottenham, mientras que Wenger arrojó a sus jugadores al ataque, en un intento cada vez más frenético por encontrar una solución y poder abrir el marcador. Casi salió. Alexandre Lacazette había realizado un gran tiro, pero se fue demasiado alto, el disparo llevaba una buena colocación, pero lamentablemente solo fue un susto para los Spurs y en el tiempo de descuento, el jugador Davinson Sánchez pudo realizar un desborde, después de un pase mal colocado por parte del equipo del Tottenham.

Por su parte Lacazette tuvo una oportunidad de vencer al arquero Hugo Lloris, pero su disparo solo pasó por el poste. Si hubiera marcado, hubiera sacado a Arsenal de la cárcel y la desesperación por no poder anotar.

La ilusiones de ser cuarto lugar en la tabla

El optimismo del Arsenal se había disparado después de la paliza que le dieron al equipo del Everton en casa por marcador de 5-1 el sábado pasado, cuando sus nuevos fichajes de ataque, Pierre-Emerick Aubameyang y Henrikh Mkhitaryan, habían sido protagonistas, aunque Aaron Ramsey, anotador de un hat-trick en ese mismo juego, había sido retirado del campo por lesión. Creyeron que habían superado su mala racha y su terrible inconsistencia en los partidos. Este sábado chocaron contra una pared, donde Kane [VIDEO] y sus compañeros de equipo hicieron muy bien las cosas en la segunda mitad, y los que vestían camisas rojas se encogieron. Lo peor es que sus delanteros estrellas como Aubameyang y Mkhitaryan hoy no aparecieron, por lo que las esperanzas del Arsenal de terminar como cuarto lugar de la liga han desaparecido.