El equipo nacional de futbol mexicano comenzó su preparación para la Copa del Mundo Rusia 2018. Y el primer paso, que se llevó a cabo este miércoles, fue positivo [VIDEO]. La selección le ganó 0-1 en un partido contra Bosnia y Herzegovina. El gol del triunfo fue del defensor Hugo Ayala al minuto 65 del partido. Una proeza ya que en el juego que se disputó en el estadio Alamodome de San Antonio se presentaron muy pocas oportunidades de goles. Según el mediocampista Jonathan Dos Santos esta victoria es muy importante para el equipo, ya que sienta bases sólidas para el proceso de preparación hacia el Mundial de Fútbol en julio.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Futbol

“Era muy importante comenzar de esta manera el año – declaró a televisa el jugador Dos Santos -. El equipo goza de muy buena salud y somos optimistas”.

Un partido para la base del equipo

Ayala, quien es defensor del equipo Tigres UANL, campeones del torneo de México en este momento, logró superar a la defensa de Bosnia y con un cabezazo mandó a la red el balón luego de un pase por la izquierda de Dos Santos.

Gracias a esta victoria, México se puso en ventaja. Sin embargo, al minuto 85 del partido Jonathan González y Javier Aquino hubieran podido aumentar el tablero ya que quedaron frente a la portería con un envío de Carlos Vela desde la derecha. A pesar de las oportunidades, el lanzamiento falló.

El equipo de Bosnia y Herzegovina quedó con un jugador menos por la expulsión de Almir Bekic. Los próximos desafíos serán con el Grupo F del Mundial entre el 14 de junio y el 15 de julio. Estarán los equipos de Alemania, Suecia y Corea del Sur.

Los magnates del fútbol en México

El potencial del futbol mexicano sigue capturando el interés [VIDEO] internacional. En un reportaje publicado por la página del famoso periodista deportivo Gianluca Di Marzio, uno de los colaboradores, Riccardo Despali, habla de América “el primer equipo mexicano”.

El artículo recuerda que el propietario del equipo es Emilio Azcárraga Jean, también propietario de la sociedad de comunicaciones Televisa, una de las más ricas e influyentes del mundo, que también cuenta con los derechos televisivos de más de 18 equipos del torneo de futbol mexicano. “Es decir, el propietario del equipo de Primera división es también el propietario de la televisión que transmite en exclusiva todos los partidos – escribe Despali -. Pero hay más. Tomemos a Carlos Slim, uno de los 10 hombres más ricos del mundo, propietario de uno de los colosos de la telecomunicación como es Telmex e América Móvil, que juntas controlan el 73 por ciento del trafico telefónico de América latina. El también es propietario de dos equipos que juegan en Primera División: el León y el Pachuca”.

Y es que si se mira con atención, la mayor parte de los equipos mexicanos son controlados por colosos económicos de México. Está el caso de los Tigres, equipo del héroe francés Pierre Gignac, que está administrada por Cemex, tercera empresa mundial de cemento, o Queretaro Futbol Club, que es propiedad de Olegario Vázquez Aldir, director del grupo “Ángeles”, que cuenta con terrenos, hospitales y hoteles, además del grupo Imagen, coloso de la comunicación y el marketing.

El futbol mexicano es, por así decirlo, mucho más que un espectáculo. Es un mundo de negocios e inversiones en el que muchas veces entran en juego también intereses de multinacionales. Es por ello que los jugadores no pueden cambiar de camiseta con facilidad, como ocurre en otras partes del mundo, gracias al llamado “Pacto de Caballeros”. En el año 2013 se llevó a cabo una iniciativa para tratar de proteger los derechos de los trabajadores del fútbol a través de un sindicato, pero la iniciativa no tuvo la aprobación final por parte de los legisladores mexicanos.