¿Quién podría haber predicho que la decisión del técnico Vincenzo Montella, de revertir las intenciones del director deportivo Massimiliano Mirabelli, de negar el préstamo de Crotone Patrick Cutrone, podría ser la acción más importante de esta temporada para el Milan [VIDEO]? Muy pocos creían en este decisión.

Las cosas buenas de un mal entrenador

El actual entrenador del Sevilla, que fue despedido como técnico del Milan , después de solo ganar apenas seis de 14 partidos en la liga, fue duramente criticado por su incapacidad de consolidar una identidad ganadora y obtener solo resultados necesarios para clasificarse para un puesto en la UEFA Champions League.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Futbol

Pero, a pesar de todo lo malo que hizo mientras alardeaba de una escuadra valorada en 200 millones de euros, Montella merece algo de crédito por haber convertido a Cutrone en parte de sus planes para la temporada 2017-18 de la Serie A, donde el delantero está demostrando que vale la pena.

El italiano de 20 años entró en la temporada como tercera opción detrás de Nikola Kalinic y Andre Silva, dos delanteros que salpican casi 70 millones de euros el verano pasado. Sin embargo, durante los play-offs de la Europa League y los primeros partidos de la Serie A, Cutrone mostró algo realmente especial, que a menudo conduce a grandes objetivos, pero a veces no se puede cuantificar: que es el impulso y la voluntad de dejar su huella en el club.

El rostro del equipo es distinto gracias a su personalidad

En comparación a los jugadores Kalinic y Silva, ellos muestran tremendos alzas y bajas en su forma de juego, pero Cutrone [VIDEO] se ha mantenido en un solo nivel, en gran medida es el delantero más consistente y efectivo del Milan, tanto con el ex entrenador Montella, como ahora con Gennaro Gattuso.

Hasta la fecha, el atacante nacido en Como, lidera al club en anotaciones en todas las competiciones con 13 goles en 31 apariciones.

Pero más allá de su forma de anotar goles, Cutrone ha demostrado un nivel poco característico de madurez y motivación para ser un hombre clave en San Siro, en su primera temporada. Podemos checar las estadísticas y todos los datos que queramos con el talento sub-21, pero el hecho es que Milán es un equipo completamente diferente en todas las facetas del juego cuando Cutrone está en el campo. Cualquier persona puede reconocer su esfuerzo de querer ganar partidos, como por ejemplo contra el Inter, en la sorprendente victoria en el derbi de la Coppa-Italia, o la habilidad que muestra para atacar como lo hizo con la Lazio, para así ganar impulso. Cuando el joven jugador empieza a mostrar su hambre de gol, esa personalidad futbolística se vuelve contagiosa, y sabe el peso de la camisa roja y negra que descansa sobre sus hombros jóvenes, es fácil ver por qué es una figura tan adorada en el fútbol italiano.