El delantero del Barcelona [VIDEO] Paco Alcácer ha sido vencido por una gastroenteritis y se ha perdido el entrenamiento en la Ciutat Esportiva Joan Gamper. Lo que significa que si Ernesto [VIDEO] Valverde hubiera pensado en descansar a Luis Suárez para el choque de la Liga contra Las Palmas el jueves, ese plan parece complicado.

Suárez esta cada vez más cerca de la suspensión

El uruguayo tiene cuatro tarjetas amarillas, lo que significa que si jugaba contra Las Palmas y terminaba siendo reservado, se perdería el partido crucial contra el Atlético de Madrid el domingo (de ahí sus intentos cada vez más desesperados de conseguir el sábado contra el Girona).

Todo esto significa que Suárez podría ser el único centro delantero disponible para Valverde para el viaje a Las Palmas, aunque tendría otras opciones, como un 4-3-3, con Messi como un falso 9 flanqueado por Coutinho y Dembélé.

El atacante de la Academia Aleña fue convocado para el entrenamiento del primer equipo y Valverde podría estar buscando llevarlo a Las Palmas. El Barça vuela el miércoles a las 18:30, lo que no está tan claro es qué equipo lanzará Valverde, con sus pensamientos firmemente en el juego con el Atlético de Madrid el domingo a las 16:15.

Jordi Alba logra forzar una reserva, Suárez lo intenta y falla

El lateral cumplira una suspensión contra Las Palmas, en lugar del Atlético de Madrid. El uruguayo intentó hacer lo mismo, pero el árbitro fue prudente. Lo intentó muy, muy duro.

Pero él falló. Luis Suárez no pudo romper las reglas. Con Barcelona liderando a Girona 6-1 en el Camp Nou, el delantero cometió varias faltas en busca de una tarjeta amarilla. Esa escurridiza cautela hubiera permitido a Suárez cumplir una suspensión ante Las Palmas el jueves, en lugar de arriesgarse a obtener una quinta reserva de la temporada antes del enfrentamiento de primer contra el Atlético el domingo.

Las Palmas visto como el partido para perder

Jordi Alba tuvo éxito en su intento de encontrar una manera de acceder al libro del árbitro. El árbitro Alberola Rojas advirtió a Alba en el minuto 87 por una falta sobre Pablo Maffeo. Al igual que Suárez, Alba también estaba tambaleándose con cuatro tarjetas amarillas para la temporada. Como el héroe de hat-trick Suárez hizo un esfuerzo concertado para atacar a los jugadores de Girona en tiempo de descuento, Alberola Rojas se hizo sabio con su estratagema y se negó a blandir una tarjeta amarilla por faltas que, en cualquier otro contexto, hubieran merecido tal castigo. Como Las Palmas languidecen en la zona de descenso de LaLiga, ambos jugadores vieron ese partido como más prescindible que el siguiente ante el Atleti, que está a diez puntos del Barcelona.