Philippe Coutinho se presentó con el pie derecho en el vestuario del Barça. El brasileño, de 26 años, ya era bien conocido de Luis Suárez, desde el Liverpool [VIDEO], y del compatriota Paulinho, desde la selección, y también, por eso, se adaptó desde el primer día y tiene una buena relación con todos sus compañeros . El ex Liverpool empezó de inicio contra el Atlético de Madrid, en el decisivo partido del domingo. Él dejó sensaciones muy buenas, mostrando mucha calidad.

La revelación secreta de Messi sobre Coutinho

De Coutinho, todos concordaron que él combinó bien con sus colegas, creó peligro e incluso se defendió como pudo.

Él hizo un partido muy completo, dejando todos rendidos.

Y Leo Messi no es una excepción. El astro argentino estaba encantado. Para su círculo más íntimo, el argentino reconoció que la llegada de Coutinho fue una firma más que exitosa. Un jugador que va a dar mucho al Barça de ahora en adelante.

Algunos elogios merecidos para el astro brasileño, que llegó en enero a Barcelona, ​​colocan en un lugar peor otra contratación. En mucho menos tiempo, Coutinho ya hizo mucho más que Ousmane Dembelé. El francés sigue sin mostrar mucho y todavía no está nada entonado con sus colegas. Cuando se le llama a el juego, todavía parece un desconocido en el césped, a pesar de que está en el Barça desde el inicio de la temporada.

Dibujo en sentido inverso

El francés tiene mucho trabajo por delante para alcanzar el nivel que el brasileño [VIDEO]ya está demostrando.

Y eso viene quedando bien claro para todos.

En la ausencia de Iniesta, que se lesionó ante el Atlético, Valverde debe concentrarse aún más en Coutinho, aunque el as no puede jugar en la Champions. Mientras tanto, Dembelé no se llamó a jugar contra el Atlético, y Valverde prefirió colocar a André Gomes en el campo, que hasta terminó siendo abucheado por la hinchada.

El juego fue decidido por el hombre de siempre. Leo Messi cobró una falta de forma irreprochable y dio la victoria al Barça, que aproxima a los catalanes de otro título de campeón en la Liga. Con ocho puntos de ventaja sobre el Atlético, los catalanes dejaron a la Liga prácticamente sentenciada con la victoria del domingo. Pero en la Champions, es otra historia.

Messi podría descansar para la Copa

Con la Liga practicamente en el bolsillo, Messi estaría reduciendo sus minutos. Todo porque el argentino quiere llegar al 100% para la Copa del Mundo. Y esa mayor tranquilidad competitiva puede afectar a la Liga de Campeones. En los juegos recientes, se ha hecho evidente que algunos jugadores del Barcelona están cansados ​​y parecen estar llegando a sus límites físicos.

Algunas lesiones muy importantes, como Iniesta o Piqué, asustaron a Messi y él ahora quiere preservarse.

El Barça ha hecho una temporada muy completa, y algunos jugadores están sobrecargados físicamente. Los cracks como Suárez, Messi, Jordi Alba, Busquets juegan casi siempre los 90 minutos de juego. Y de aquí en adelante, Messi va a querer administrar su esfuerzo, lo que podría afectar la competición europea. El próximo partido es la próxima semana, contra el Chelsea.