El Barcelona podría estar pensando en un sistema de comercio increíble. El defensor Yerry Mina podría dejar el equipo al final de la temporada, en la mitad del año, después de llegar en enero. El colombiano aún no estaría preparado para jugar en el Barcelona, ​​de acuerdo con la opinión del técnico Ernesto Valverde, que ni siquiera sería el único que piensa lo mismo.

Él necesitaba más que un puñado de sesiones de entrenamiento [VIDEO]para ver el potencial del colombiano, sino también para comprender que el jugador tiene un largo camino para madurar.

Mina todavía no está adaptado

El partido del Barcelona contra el Getafe fue suficiente para exponer las dificultades del defensor que llegó del Palmeiras en enero.

Mina terminó con recordatorios de los jefes de equipo, que le llamaban a una mayor concentración y disciplina de cara a los errores que indican una falta de madurez en juego del zaguero.

Todavía no está listo para el alto nivel de un campeonato europeo y necesitará más tiempo para ajustarse mejor. Una realidad que el Barcelona tendría que corregir este mismo verano.

El club está considerando la posibilidad de transferir Yerry a un club en España en calidad de préstamo para que pueda adquirir experiencia en el Fútbol Europeo [VIDEO]y crecer como un jugador. En el Barça, ellos dicen que el defensor no tendrá los minutos necesarios para ganar confianza e imponerse, y la idea sería tener la continuidad que necesita.

En este sentido, los puntos de destino para Mina son el Girona , uno de los equipos que está haciendo una buena temporada en su debut.

Una opción que no será decidida, sin embargo, hasta después de la Copa del Mundo, y dependerá de las opciones que el equipo podría tener para reforzar la posición de defensor.

En el momento se están hablando de varias posibilidades para esa posición. Hasta el brasileño David Luiz es opción, él que no está viviendo un buen momento en el Chelsea, por su mala relación con el entrenador Antonio Conte.

Rakitic también puede salir

Yerry Mina puede ser prestado en la próxima temporada, y no es la única en el equipo. Samuel Umtiti también está recibiendo algunas propuestas para dejar el Barcelona. El zaguero tiene una cláusula de rescisión de 60 millones de euros y el interés de equipos como Manchester United o PSG, que estarían dispuestos a pagar ese valor.

Sin embargo, es Iván Rakitic quien más está preocupando en este momento. El centrocampista está siendo seguido por la Juventus hace algún tiempo, y ahora el campeón italiano ve el momento perfecto para intentar fichar al ex jugador del Sevilla.

Todavía para más, el croata Rakitic está con la pulga detrás de la oreja. El croata teme que la próxima temporada pueda perder su espacio con la llegada de jugadores como Antoine Griezmann o Arthur. Antes de ser relegado al banco, Rakitic prefiere estudiar las ofertas que llegan a su mesa, y la Juventus es realmente tentadora.