Se aproxima la temporada 2018-2019 de la NFL y la División Norte de la Conferencia Nacional presenta grandes contrastes en los equipos que la integran. Dos de ellos podrían alcanzar la postemporada.

Osos de Chicago

(5 victorias – 11 derrotas).

Aunque para la próxima campaña, el desempeño de Chicago Bears quizá mejorará un poco, no se le esperan grandes cosas. Parecen destinados a ocupar el último lugar.

Mitch Trubisky, su mariscal de campo (QB), ocupó como novato la titularidad en esa posición durante doce juegos de la campaña 2017, lanzando para siete anotaciones (TD), pero también para siete intercepciones y cometiendo diez balones sueltos.

Muchos aún dudan de su capacidad para alcanzar alturas importantes.

No es difícil suponer que gran parte del peso del equipo recaerá sobre los hombros de Jordan Howard, corredor, aunque existe otro problema: los Osos de Chicago aún batallan para presentar una línea ofensiva competente.

Las grandes interrogantes para los Bears son: Allen Robinson, receptor, quien se lastimó para toda la temporada durante el primer partido de la campaña 2017; y Kevin White, también receptor, quien no se ha desarrollado como se esperaba, hace ya tres años, cuando fue seleccionado por los Osos.

Empacadores de Green Bay

(7 victorias – 9 derrotas).

Aaron Rodgers, QB titular desde hace diez años, fue seleccionado en la primera ronda del draft de 2005 y fue el mariscal de campo vencedor y jugador más valioso (MVP) del Súper Tazón 45.

Vídeos destacados del día

Es muy probablemente el quarterback con mejores números en la toda la historia de esta franquicia… y es todo.

Green Bay no es un equipo carente de talento, pero así lució muchas veces, y en ocasiones, se vio hasta indolente. Por si fuera poco, su gran QB estuvo ausente por lesión, la mayor parte de la campaña.

La buena noticia para Empacadores es que Rodgers está de vuelta. La mala noticia es que al parecer, es el único jugador que “se pone las pilas” cuando hace falta.

Leones de Detroit

(9 victorias – 7 derrotas).

Esta franquicia estuvo muy cerca de ocupar un sitio en la postemporada anterior y Matthew Stafford demostró que es un excelente QB; sin embargo, la defensiva de los Leones quedó un poco a deber.

LeGarrette Blount, excorredor de Philadelphia, llega este año a Leones, en uno de los movimientos más interesantes en toda la NFL. Detroit ahora cuenta con triple ganador de súper tazón: dos con Patriotas (2014 y 2016), y uno con Águilas (2017).

El ataque del equipo queda muy bien complementado con Golden Tate, receptor, y una buena línea ofensiva.

Por su parte, la defensiva de Leones está a nivel de la ofensiva, aunque en su línea de apoyadores, tal vez se ubique el talón de Aquiles del equipo.

Sin embargo, lo más importante - al parecer - es un aspecto que ya es una realidad en el staff de entrenadores. Matt Patricia, excoordinador defensivo de Nueva Inglaterra [VIDEO], recibe en esta temporada su primera oportunidad como entrenador en jefe con los Detroit Lions. Tiene en su haber cinco súper tazones, con victorias en tres de ellos.

Los fans de Lions sueñan con logros importantes, a partir de la próxima campaña.

Minnesota Vikings

(13 victorias – 3 derrotas).

Sin lugar a dudas, es el mejor equipo de esta división.

Kirk Cousins tuvo un buen desempeño contra los Broncos de Denver en su partido de pretemporada más reciente. Por si fuera poco, Dalvin Cook, corredor, está de regreso, después de una lesión que lo alejó de los emparrillados durante 2017.

Dato importante: los Vikingos jugaron la campaña anterior con tres QBs diferentes, sin embargo, el desempeño del equipo no decayó, soportándose en su gran defensiva que, de acuerdo a muchos, sería la mejor, no sólo en esta División y Conferencia, sino en toda la liga.

Vikingos de Minnesota bien podría alcanzar el súper tazón, con base en cualquiera de sus cuatro seleccionados al Tazón Profesional 2017: Anthony Barr, Everson Griffen, Linval Joseph, Xavier Rhodes, Kyle Rudolph o Harrison Smith.