Luego de su primer examen frente a Inglaterra, los dirigidos por el asturiano Luis Enrique regresaban a casa con la finalidad de preparar el encuentro ante Croacia que se efectuaría este martes en la ciudad de Elche. El resultado sería fuera de todo pronóstico, ya que la subcampeona del mundo caería ante España por goleada seis goles por cero.

España cierra la primera fase de la Liga de las Naciones líder de su grupo

El partido que se llevó a cabo en el estadio Martínez Valero de Elche fue un festín de goles para La Roja, algo que sin duda no esperaba la subcampeona del mundo. Luis Enrique mostró un once titular muy parecido al del encuentro ante Inglaterra salvo unas pequeñas modificaciones.

El guardameta titular volvió a ser David De Gea tal y como estaba previsto. La pareja de centrales repitió, Sergio Ramos y Nacho Fernández. El lateral derecho volvió a ser Dani Carvajal, pero esta vez usó por la izquierda a Gaya en lugar de Martínez. En el medio campo repitieron Sergio Busquets y Saúl Ñíguez, mientras que Dani Ceballos remplazó a Sergi Roberto. La delantera si fue completamente la misma que la usada en Wembley, Marco Asensio, Rodrigo Moreno e Isco volvieron a ser los titulares en el ataque. El esquema usado por el entrenador fue nuevamente el 4-3-3.

Con su contundente victoria ante Croacia, España culmina la primera fase de la Liga de las Naciones invicta y líder de su grupo. Lo que causa mayor impresión es que sus rivales se marcharon sin puntos mientras que La Roja cosechó un total de seis unidades.

Vídeos destacados del día

Un festín de goles en el Martínez Alvarado

Una aplastante e impresionante demostración de futbol vertical mostró España la noche del martes en Elche. Sus constantes pisadas en el área rival se convirtieron en goles en seis oportunidades, y su defensa respondió a la altura dejando su portería inmaculada.

Saúl Ñíguez sigue marcando goles y fue el que abrió la cuenta al minuto 24. Marco Asensio anotaría el dos por cero al 33, mientras que un gol en propia puerta de Kalinic pondría el tres por cero. El cuatro a cero fue producto de Rodrigo Moreno quien también se hizo presente en el marcador tal y como ocurrió en Wembley. Por su parte, el capitán Sergio Ramos no se quiso quedar por fuera y al 57 anotó el cinco a cero y finalmente Isco marcó el sexto gol de la noche al minuto 70.

España fue toda una aplanadora

Croacia nunca imaginó que los españoles lograrían someterlos de la manera en que lo hicieron. El dominio de la Roja fue tal que dispararon 15 veces sobre el área rival y dominaron la posesión del balón en un 69%, desarrollando una impresionante cifra de pases, 831 para ser exactos. Tal demostración de futbol ha impactado al mundo quien de a poco comienza a creer y temer en el ciclo de Luis Enrique al frente de la absoluta española.