Los Dodgers de Dave Roberts lo quieren intentar una vez más. Después de la gran decepción de perder la Serie Mundial en casa, en el juego 7 contra los Astros, los Dodgers no piensan en otra cosa que no sea el máximo trofeo en MLB. Es simple para LA: Serie Mundial o fracaso para una nómina tan cara como la Chavez Ravine. Tras ese lento inicio de campaña y lesiones, la novena azul pudo solventar los siguientes meses, con gran producción de caras inesperadas como Max Muncy o el veterano Matt Kemp.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Futbol

Luego el equipo ya sano y con Clayton Kershaw de regreso recobró su lugar natural, en el Oeste de la NL.

Tras una barrida hace semanas en casa, contra los líderes Colorado Rockies, todo ya parecía definido en la división para el final de campaña regular.

Los Dodgers se metieron en mala racha en una serie en Arizona y los Rox metieron palizas a Phillies y Nationals, para por lo menos asegurar el juego de desempate del día de hoy. Una novena que jugó gran pelota en la carretera en la primera mitad de campaña. Algo que no pasaba en la todavía joven historia de Colorado. En la campaña sorprendió su gran pitcheo abridor, inclusive en Coors Field (paraíso de bateadores), destacando la campaña enorme de Kyle Freeland y la segunda mitad de Jon Gray.

Por los Dodgers, el equipo se blindó a mitad de campaña con Manny Machado en las paradas cortas y su bate respondió de inmediato. Además reforzaron la banca con Brian Dozier, David Freese más las opciones que ya tenían como Chris Taylor, Kiké Hernández, Joc Pederson y otros. El bullpen fue un desastre, en especial en el último mes y más con la ausencia de algunos juegos de Kenley Jansen.

Vídeos destacados del día

Kenta Maeda, ya totalmente ubicado en su papel de relevista, fue oxígeno puro para el bullpen.

Buehler apagó la ofensiva de los Rockies en el tiebreaker por el Oeste

El gran prospecto Walker Buehler fue guardado por Los Angeles para el juego de desempate y vaya que fue la decisión correcta. Buehler (2.62, 7-5 y 151 ponches) tuvo un no hitter hasta la 6ta entrada. Buehler acabó con 6.2 innings de labor con 3 barras de cacao. Buehler optó temprano por desgranar los outs, con su gran recta para empezar las cuentas. Buehler usó esas rectas de dos y cuatro costuras de 97, para dominar a la explosiva ofensiva de Colorado.

Germán Marquez tuvo una mejor 2da mitad en este 2018 y fue el elegido por Bud Black, para abrir en el juego de tiebreaker. Márquez comenzó el juego con la recta a los vértices bajos de la zona de strike, para luego acabar las cuentas con su slider al pozo. Buehler pasó apuros en la 3era entrada, pero más por un golpeado y una base por bolas. Buehler con un slider afuera y bajo obligó como un veterano a la rola de DJ LeMahieu, para acabar esa amenaza tempranera clave de Colorado.

Márquez en el 4to inning ya había ponchado a Max Muncy, con una recta alta y pegada, pero el catcher Tony Wolters permitió que se le fuera la bola y con eso uno en base. Cody Bellinger inmediatamente pudo aprovechar un sinker, que se quedó en el medio de Márquez para el cuadrangular clave, que puso la pizarra 2-0. Con esa ventaja, Buehler lanzó con todavía más confianza y apretó más el brazo. Muncy en la 5ta pudo tener un gran turno contra Germán, para darle otro HR de dos carreras (Pederson en las bases). Muncy aguantó muy bien el slider a la tierra, con desventaja en la cuenta. Acto seguido mandó de foul dos rectas altas; la recta afuera arriba de las rodillas para el bateador zurdo fue mandada a banda contraria al jardín derecho.

Buehler de gran salida también impulsó una carrera. Buehler usó más sus breaking pitches ya la 2da y tercera ocasión, que enfrentó al lineup de los Rockies. En la 2da alta le dio cacao a González con una recta alta y pegada. En la 6ta colgó un slider afuera y alto que jaló muy bien Charlie Blackmon. En la 6ta alta le puso una recta baja y adentro a LeMahieu, pero el utility de Kike Hernández que tuvo doblete, ayudó con un lienzo beisbolero en 2da a guante volteado para sacar en primera. La pizarra final fue 5-2.

Los Dodgers recibirán a los Braves en los dos primeros juegos de la Serie Divisional. Claramente parten como favoritos. Los Rockies se jugarán la lotería en el partido de Wild Card, mañana en Wrigley Field ante los Cubbies. Por 6ta vez los Dodgers ganaron el salvaje Oeste de la NL.