La pelea de unificación welter entre Errol Spence Jr y Shawn Porter, no defraudó a nadie. Spence Jr. no sólo ganó el título CMB, pero algo más que sólo se obtiene al entrar en guerras con peleadores como Porter. Spence Jr. nunca había tenido que salir de su estilo fino de pivotear y ser el más técnico púgil en el encordado. Shawn Porter y su estilo de dirty boxing lo incomodaron y sacaron de su estilo. Porter se fue adaptando a ese estilo callejero, conforme fue avanzando la pelea. Spence con eso y corazón pudo ganar claramente la pelea.

Ese ojo de tigre si se quiere, no se puede ganar en cualquier pelea (si fue en esta para Spence).

La pelea en el Staples Center fue una batalla épica, donde Porter siempre fue hacia adelante. Shawn tiene su estilo de encimar al rival y de allí generar su ofensiva de volados descompuestos pero brutales. Spence Jr. se fue acomodando en esa pelea de cabina telefónica, que le propuso Porter y al final la mayor calidad boxística fue la que se impuso. Spence no sólo ganó el cetro CMB de su rival, pero ganó mucho para lo que será el resto de su carrera.

Spence Jr. supo aguantar la tormenta de su rival y fue sumando round tras round

Spence Jr. llegaba a la pelea como el monarca welter FIB, con victorias ante nombres como Kell Brook o Mike García. Shawn Porter defendía su correa welter del Consejo Mundial de Boxeo y con triunfos ante Danny García y Yordenis Ugas. La pelea de unificación cumplió por completo las expectativas alrededor del mundo del boxeo.

El más joven Spence pivoteo tranquilo en los primeros 90 segundos del 1er round. Porter lo dejó tranquilo en el típico primer asalto de estudio.

Spence se mantuvo móvil y cómodo y ganó el round 10-9, al golpear al cuerpo claramente en dos ocasiones. A partir del 2do comenzó la presión asfixiante de Porter. Shawn arrancó con un gran volado de zurda, pero Spence como en toda la pelea, replicó con misma medicina pero más precisión. Porter tuvo mayor actividad en el round, pero con muchos golpes al aire y sin tanta precisión como Spence Jr.

En el tercer round, el campeón de la IBF empezó a castigar el cuerpo de Porter con letales ganchos. En este round, la pelea tomó esa tónica de ida y vuelta.

Ese estilo en corto le sentó mejor a Porter por su estilo atropellado, pero de potencia y por momentos mayor volumen que su contrincante. Spence Jr se dio cuenta que si no iba a poder entrar y salir, tendría que ganar la pelea en un estilo donde su pulcro boxeo no se iba a poder presentar al máximo. Esos son los ajustes que hacen los grandes campeones durante las peleas.

Spence se supo adaptar al estilo de Porter y selló la victoria con un knockdown en el 11vo

A partir del 5to, Porter acusó cansancio por ese estilo agresivo y Spence Jr tuvo los mejores impactos en corto con más combinaciones de ganchos , jab y rectos.

Porter empezó a amarrar más y más para descansar y buscar esos golpes en corto típicos de su estilo colmilludo. Porter tuvo un segundo aire ganando claramente el 8vo round, a pesar de recibir tres jabs seguidos de Errol. Porter se pudo salir de la presión y en corto conectó un brutal gancho de derecha a la cabeza. Pocos habían podido enrojecer tanto el rostro del nativo de Texas.

La pelea fue de pocos centímetros entre ambos y no se atropellaron tanto las piernas por el parado zurdo de Spence. En el 9no asalto y los siguientes, Spence tuvo menor volumen, pero más potencia que Porter.

Spence llevaba la mayoría de rounds ganados por pequeño margen, pero el 11vo round disipó todas las dudas. En el último minuto del penúltimo asalto, Spence logró un poco de separación y mandó a la lona a Porter con un gancho de zurda a la quijada. Porter fue hacia el frente y el gancho de Spence fue rápido y brutal. El golpe de la pelea sin duda. El 10-8 en ese round para Spence selló su victoria.

Para muchos Spence se llevó la pelea 114-113 de manera dividida. Un servidor la vio 116-111 Spence por decisión unánime.

Los jueces oficialmente vieron una decisión dividida con tarjetas de 116-111 Spence y una totalmente fuera de contexto de 115-112 para Porter. Spence unificó los títulos welter del CMB y FIB. Una pelea contra Pacquiao (monarca welter AMB) se ve mucho más cercana, que un hipotético combate contra Terence Crawford (campeón welter OMB).

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más