La esgrima es una disciplina deportiva que consiste en el manejo de la espada, el sable o el florete en competencias, es considerada como uno de los reportes de alto riesgo, por lo cual es necesario el uso de caretas reforzadas, junto a trajes de protección especiales para no permitir ningún daño al cuerpo humano, durante los encuentros entre ambos participantes.

Los deportistas que practican esgrima usualmente se especializan en una de las tres armas utilizadas en esa disciplina, sin embargo, la reglamentación, las áreas de objetivo y las estrategias son diferentes con cada arma utilizada, lo que hace que cada uno de los juegos sea diferente.

Especialistas en deportes afirman que la esgrima es una de las disciplinas más ampliamente practicadas, donde prevalece el manejo las armas permitidas en la defensa de cada jugador y comprende tres disciplinas, que se distinguen principalmente por los criterios de validez de los toques.

El florete

Para los practicantes de esgrima, el florete es un arma convencional, la cual limita la superficie de toques a tronco, que debe estar protegido con una chaqueta metálica, en caso de florete eléctrico. La hoja es cuadrangular y la punta con zapatilla - protegida con un botón - lleva una punta de detención de resorte, llamado florete eléctrico.

Los expertos afirman que, según el principio de alternación de los golpes intercambiados, todo ataque da derecho a una respuesta.

El sable

Esta es una de las armas que utilizan los practicantes de esgrima, consiste en una espada de hoja larga, que se denominó así en el siglo XVII, tiene una extremidad redondeada en forma de botón y su peso es ligero. La superficie posible de toque comprende la cabeza, los brazos y el pecho, mientras las ingles marcan los límites.

La espada

En la esgrima, la espada es más pesada y su hoja triangular tiene en la extremidad un botón de parada unido por un alambre a un aparato eléctrico. Se puede tocar cualquier punto del cuerpo, aumentando las posibilidades de ataque “en avanzadas”.

Las cualidades y los beneficios de la esgrima

En cuanto a las cualidades requeridas para practicar esgrima, algunos expertos explican que esta disciplina exige una buena condición física básica y un mínimo de flexibilidad y rapidez.

Además, de entrenamientos regulares y muy disciplinados, debido al uso de las armas.

Sobre los beneficios, los deportistas que practican esgrima logran desarrollar cualidades de flexibilidad y velocidad. Es una disciplina que trabaja la distensión, el dominio de sí mismo y la coordinación, que son las características de este deporte.

En relación a las precauciones y recomendaciones es necesario tomar en cuenta que la alternancia de las fases de observación estresante y las fases de liberación violenta para el ataque en los asaltos explosivos, no permite una buena adaptación cardio-respiratoria al esfuerzo, aunque el trabajo en este plano sea importante.

Los riesgos al practicar esgrima son básicamente incidentes de orden muscular y tendinoso. Las heridas con arma blanca son excepcionales y provienen de la ruptura accidental de una hoja.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!