La Next Gen del tenis seguirá esperando para ganar un Grand Slam. Novak Djokovic volvió a ser una fiera en la cancha rápida de Melbourne y se llevó su 8vo título del Australian Open (récord en la rama varonil). El llamado Big 3 sigue dominando el tenis y el Djoker sumó ya su 17mo cetro de Grand Slam. La final fue una guerra de 4 horas de 5 sets. Nole perdió el enfoque, tras ser quebrado en el 2do set y fue humillado en la 3era manga. Como muchas otras veces, el serbio renació de las cenizas y ganó los dos sets restantes, para sumar un triunfo sonoro más en su legendaria carrera.

Djokovic es un jugador especial por las distintas maneras que tiene de sacar encuentros. El Djoker tiene gran servicio, tiros ganadores pero una defensiva sin igual, que le permite ajustar durante los partidos. Thiem fue efectivo en los sets que ganó con su gran revés a una mano a la paralela. En los dos últimos sets, Djokovic usó su defensiva sin igual por el que muchos le han llamado el hombre elástico, como si fuera Reed Richards de Fantastic Four de Marvel. Novak alargó rallies y Thiem sumó muchos errores no forzados con el revés a una mano a la paralela.

Novak se llevó el título y con ajustes en la mitad del partido e ir a la red e intentar más drop shots. Eso es lo que hace casi invencible a Novak, Roger y Nadal. Si a eso le sumamos la garra del serbio y su sangre caliente, es por lo que es parte del llamado Big 3. Zverev, Tsitsipas, Thiem y demás de la NextGen tendrán su momento, pero no mientras sigan los 3 grandes.

Thiem se puso arriba 2-1 en sets, pero Novak regresó de las cenizas para ganar el partido

El primer set fue para Djokovic con un contundente 6-4. Thiem no se soltó del todo con su revés a una mano y no intentó muchos slice. El austríaco quiso ganar con fuerza bruta el set y acortando los games. La estrategia no funcionó y el Djoker le puso presión de inmediato, al ganar la primera manga. Después de eso, Thiem empezó a dominar la final y puso contra las cuerdas al campeón defensor.

Nole sólo había perdido un set en el torneo, ante el alemán Struff en 1era ronda. Ni siquiera Schwartzmann, Raonic o Federer le arrancaron una manga al Djoker en este Australian Open 2020. Thiem se llevó el 2do set -4 y con rienda suelta con su revés largo a una mano, además de mejorar su porcentaje de primer saque (y aces). Djokovic recibió warnings del juez de silla por tardarse en sacar y el serbio se desconectó del partido, al discutir e irritarse hasta con el público.

El tercer set fue un trámite con Thiem quebrando a placer y ganando por un brutal 6-2. Djokovic ya no se veía enojado, pero si resignado.

En el 4to set fue cuando Djokovic empezó a ajustar, al subir más seguido a la red y también al ejecutar más drop shots. Nole empezó a devolver el saque de Thiem de manera más consistente. El constante peloteo y rallies, empezaron a hacer daño al revés de Thiem. El austriaco falló muchas veces su tiro estelar (y por mucho) a la paralela y se fue llenando de errores no forzados.

Djokovic quebró a Thiem por fin en el 4to set, debido a una doble falta del joven austríaco. Djokovic había puesto la trampa y Thiem empezó a ser drenado por el estilo defensivo y de counter del pupilo de Ivanisevic. Nole se llevó el 4to set 6-3 y el 5to tuvo sus momentos parejos.

Thiem se resistió al doble quiebre y pudo mandar la presión en varios games, al saque de Novak. Djokovic empezó a sumar más aces, para ladear aún más el decisivo set.

Djokovic ya respira en la nuca de Nadal y Federer en la lista de triunfos en Grand Slam

El 5to set tuvo grandes rallies y a tremenda velocidad. Thiem trató de variar con drop shots, pero Novak estaba más fresco de piernas. Djokovic defendía en la paralela, pero estaba tan completo que con cachetazos con la raqueta lograba defender los tiros ganadores de Thiem. El austríaco a pesar de ser más joven, venía de varios partidos a 5 sets, como contra el local Bolt o guerras desgastantes de 4 mangas vs Zverev y Nadal.

Djokovic se quedó con el set, el partido y el campeonato con un 6-4 en el decisivo. Djokovic llegó a 8 coronas en Melbourne y perfecto en mismo número de finales disputadas. Además, el Djoker sumó más marcas al quedarse con título 58 en pista dura y 78 en general en la ATP. Nole está a 3 títulos de los 20 de Federer y a dos de Nadal, que tiene 19 (GS).

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!