Publicidad
Publicidad

Con motivo del quincuagésimo aniversario del Plan DN-III-E, Agustín Carstens, director de El Banco de México lanzó las nuevas monedas conmemorativas de 20 pesos.

Al reverso es igual a todas las que se encuentran en circulación normal, tiene el escudo nacional, al anverso está plasmado el número 50 que hace referencia a la constante colaboración de la Secretaría de Defensa Nacional (SEDENA) con la sociedad en desastres naturales.

La moneda está hecha de metal por ambos lados, con 75 por ciento de cobre y 25 por ciento de níquel. Pesa siete punto 33 gramos. Tiene un anillo perimétrico de una aleación de cobre y aluminio.

Con base en Banxico, la moneda será aceptada al pagar en cualquier establecimiento, es considerada "de uso legal".

Publicidad

Los elementos de diseño que usaron fue un diámetro de 32 milímetros y el canto es estriado discontinuo. En el reverso está escrito "Estados Unidos Mexicanos".

La Casa de Moneda de México fue la encargada de acuñarla, así lo dio a conocer Banxico a través de un comunicado; a la ceremonia de lanzamiento asistieron miembros de la SEDENA, a quienes les dedicaron unas palabras de reconocimiento y les obsequiaron a manera de agradecimiento una MONEDA CONMEMORATIVA.