MANILA, Filipinas - A pesar de todos los titulares sobre asesinatos extrajudiciales en Filipinas, las inversiones extranjeras directas (IED) el año pasado aumentaron un 40,7%, alcanzando los 7.900 millones de dólares, en comparación con 2015.

Además, el secretario de Comercio, Ramón López, señaló que aunque la mayor parte de la mejora se produjo en la primera mitad del año en el ocaso del mandato del ex presidente Benigno Aquino III, la IED robusta también se mantuvo de junio a diciembre bajo la presidencia de Rodrigo Duterte.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Gobierno

"Todos se están postulando para ingresar al mercado filipino. La confianza está ahí ", dijo López a Rappler Talk el miércoles 15 de marzo.

La administración Duterte está luchando contra las críticas aquí y en el extranjero por algunas políticas controvertidas, como la guerra contra los estupefacientes y el impulso para volver a imponer la pena de muerte, cuestiones que sus socios occidentales han cuestionado.

Justo la semana pasada, un legislador filipino reiteró la amenaza de que la Unión Europea podría eliminar a Filipinas de sus beneficiarios del SPG + tras el impulso para volver a imponer la pena de muerte.

López restó importancia a estas preocupaciones y señaló que el gobierno ha estado "en conversaciones con [los EE. UU. Y la UE] y simplemente les estamos diciendo que simplemente sigan interactuando con Filipinas".

De lo contrario, agregó, "nos da más razones para hablar con otros países que también están ansiosos [de comerciar]".

Reconoció, sin embargo, que el Departamento de Comercio e Industria (DTI) tenía que tranquilizar a los inversores tras los duros comentarios del presidente contra Estados Unidos y la UE.

"Este pivote hacia China no significa que olvidaremos el oeste. Para entender al presidente, debes entender que él quiere lo que es bueno para el pueblo filipino. La inversión es buena para las Filipinas porque crea empleos, por lo que definitivamente no asustará a los inversores de los EE. UU. O la UE o incluso China ", dijo.

La pena de muerte es una posibilidad remota

López también reiteró la postura del gobierno de que hasta el momento no se han probado las acusaciones que vinculan al gobierno con asesinatos extrajudiciales.

"Nuestro atractivo para ellos es, por favor, no saltar a conclusiones basándonos en algunos informes de periódicos por ahí. Si quieres (para hacer eso) tienes que llevar a cabo tu propia investigación ", dijo.

Sobre la pena de muerte, López señaló que la ley no se ha aprobado de todos modos. "Estoy seguro de que aún habrá muchos desafíos legales y, por lo que sabemos, podrían pasar 10 años antes de que entre en vigencia", dijo López.

"Es tan difícil para ellos [UE] simplemente eliminar [al GS +] en base a algo que aún no está sucediendo", agregó.

Buenos números

A pesar de esto, López está contento con lo que está viendo en el frente comercial. "Estamos viendo los números y no sabemos de dónde viene la preocupación", dijo el jefe de DTI.

López dijo que la administración ha abierto nuevas puertas en el nuevo gigante de la región, China, y agregó en particular que se firmó un acuerdo de compraventa de 1.700 millones de dólares.