El desfalco

Como si estuviéramos hablando de una de las películas más comerciales de Hollywood, en donde un grupo de reconocidos actores se sitúan en algún país importante de primer mundo [VIDEO] y mediante un análisis exhaustivo, planos de ingeniería, logística de movimiento e inteligencia, roban el banco o el tesoro más importante de la ciudad, de igual forma –creemos- un grupo de los llamados #hackers (personas con amplios conocimientos en informática) penetraron al sistema bancario mexicano y sustrajeron 400 millones de pesos según cifras extraoficiales.

El día de ayer se descubrió en los medios, que desde la segunda semana del pasado mes de abril, ciertas personas de los llamados #hackers, habían realizado transferencias de dinero de algunos bancos mexicanos a otras cuentas.

Entre los bancos afectados se comentó que Banorte había sufrido el robo de 150 millones y de igual forma BanBajío sufrió la extracción de 160 millones.

Sin embargo no fue sino hasta que uno de los bancos con mayor movimiento Citibanamex, se vio afectado el pasado fin de semana en sus movimientos en la red de cajeros y pagos con tarjetas de crédito y débito, que se destapó públicamente el desfalco.

Los Hackers

¿Quiénes son los famosos hackers?

Se le llama #hacker a la persona que cuenta con conocimientos muy avanzados en lenguaje de programación de sistemas así como manipulación de software y hardware y que aprovechando ese amplio conocimiento –que por cierto no te enseñan en las escuelas sino que ellos mismo lo han ido descubriendo- realiza actividades ilícitas en su beneficio y afectando la operación de sistemas o páginas de otros.

El #hacker trabaja siempre en línea por medio de internet. Es por ello que aunque es una persona común y corriente que nos podemos cruzar con ellos en la calle, al estar ocultos tras la computadora no tienen rostro, voz ni mucho menos nombre, hasta que la policía los descubre y atrapa.

Estos #hackers también son los creadores de los famosos “virus cibernéticos” esos “bichos” que no podemos ver pero que se instalan en nuestras computadoras y ahora también en los sistemas móviles, al momento de navegar por páginas web tramposas –generalmente las pornográficas- abrir un mail o descargar alguna aplicación de origen desconocido.

La función de estos “virus” es precisamente la de “abrirle la puerta” a un desconocido, para que tenga acceso al “corazón” de nuestra computadora para de esa forma, extraer toda nuestra información utilizándola en nuestra contra y a su favor, ya que al lograrlo los hackers pueden pedir sumas millonarias a las grandes corporaciones para liberar esa información lo que no es otra cosa más que un “secuestro virtual” al momento de solicitar una cantidad importante de dinero.

Naturalmente son los propios #hacker los que crean el “antivirus” para la protección de tu información, es decir “negocio redondo”.

La vulnerabilidad

Lo realmente preocupante al ver este caso, es la vulnerabilidad [VIDEO] en la que nos encontramos tanto como personas físicas como empresas de cualquier tamaño.

Un #hacker pueda tener acceso a nuestra información financiera basado en un amplio conocimiento cibernético. Sin embargo, no es necesario ser especialista para ello.

Instituciones como el INE han sufrido el robo de las listas de los ciudadanos, al ser extraídas por su propio personal y vendidas en la calle como si fuera cualquier tipo de mercancía.

Los mismo bancos al contratar los famosos servicios de telemarketing ya sea para venderte un producto, servicio o realizar la labor de cobranza, permiten que nuestra información circule por diversos despachos ubicados en diferentes ciudades del país.

Es decir no es solo el #hacker, también es la falta de control.