La solución

Como dice un refrán “una vez ahogado el niño, se tapa el pozo”.

Como consecuencia de los casos de hackeo y desfalco de 400 millones de pesos según cifras extraoficiales, en el que se vieron involucrados varios bancos del país -como Banorte y BanBajío- el máximo regidor de la economía de México [VIDEO], el Banco de México, ha anunciado la creación de su nueva Dirección de Ciberseguridad, con la finalidad de fortalecer la seguridad de la información y los sistemas que soportan, manejan y operan las operaciones bancarias y los procesos del organismo central.

Para apoyar esta determinación, el propio Banco de México publicó el día de ayer en el Diario Oficial, reformas a diversos artículos de su Reglamento Interior con la finalidad de fortalecer este proceso de mayor seguridad en sus operaciones e información.

El Banco de México es la institución encargada de controlar la economía del país verificando y controlando aspectos como el control de la inflación y devaluaciones que afectan directamente a la ciudadanía.

Esta medida está enfocada a evitar este tipo de actos delictivos llevados a cabo por los famosos hackers, quienes con un amplio conocimiento de programación penetran a los sitios vulnerables [VIDEO], obteniendo información financiera valiosa para llevar a cabo algún tipo de fraude o desfalco.