Con una abrumadora mayoría, la Cámara de Representantes del Congreso de Estados Unidos aprobó el Tratado Comercial entre México, Estados Unidos y Canadá, T-MEC, que regulará las relaciones comerciales entre estas naciones norteamericanas. Un total de 193 demócratas y 192 republicanos aprobaron este nuevo reglamento legislativo y solo faltan las disposiciones que adoptará el Senado para su ratificación.

El demócrata, Bill Huizenga, representante distrital de Michigan, dijo que “por fin llegó este día”, debido a que esta región obtiene importantes beneficios económicos, gracias a las exportaciones hacia naciones vecinas.

Mientras, la demócrata de Michigan, Haley Stevens señaló que el T-MEC “borra los terribles efectos del antiguo NAFTA, Tratado de Libre Comercio de América del Norte, y promueve “la certidumbre” sobre las inversiones empresariales en el área manufacturera.

Paul Mitchell, también del estado de Michigan, agregó que “observé el impacto que ocasionó el NAFTA en mi comunidad y la forma como fueron destruidos miles de empleos”. Señaló ante el plenario, que “los acuerdos comerciales deben ser equilibrados y justos”.

Por su parte, Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes, declaró que el T-MEC “es una mejora dramática, en comparación al tratado vigente, porque protege a los empleados y, adicionalmente servirá como modelo para los acuerdos comerciales futuros”.

El NAFTA afectó a muchos empleados de EEUU

El demócrata John Lewis, quien hace 26 años se opuso al NAFTA, comentó que este viejo tratado “falló a los trabajadores estadounidenses y también destrozó los sueños que tuvo una generación”.

A su juicio, el T-MEC “representa la fundación de un nuevo modelo sobre política comercial”.

En 1993 se aprobó, con 200 votos a favor, y 200 en contra. Aunque en estos momentos no hay una fecha exacta de aprobación del T-MEC, se espera que su ratificación final antes de mes de febrero.

Aprobación del T-MEC es una ventaja para el Gobierno de Trump

El republicano, Mitch McConnell, comentó que el T-MEC deberá someterse a la votación, luego del juicio a Trump que se efectuará en enero.

Mientras, Pelosi dijo que el presidente estadounidense considera la aprobación del T-MEC “como una victoria de su Gobierno, pero es un beneficio colateral”.

El T-MEC aumentará el acceso de productos lácteos a Canadá, contiene reglas estrictas para auto-partes ensambladas en la región y, por primera vez, establece un salario mínimo referencial. Entre otras novedades que traerá se incluyen disposiciones legales para el comercio digital, medio ambiente, medicamentos y propiedad intelectual.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!