La Ceiba es una especie de planta con flores, que se originó en un área tropical de America del Sur y África hace unos 120 millones de años. La ceiba es una planta muy querida en Playa del Carmen ya que abundan muchas de estas grandes plantas en las selvas de la región, pueden medir hasta 70 metros. Incluso hay un parque ecológico y un restorán (muy sabroso) que comparten su nombre, La Ceiba.

Hasta parece una broma de mal gusto pero en plena Quinta Avenida, famosa por albergar cientos de turistas todos los días desde hace ya casi una década tomando cada vez más fama como un lugar seguro y el lugar ideal para el "shoopping", nada más alejado de la realidad, donde la ola de violencia no tiene fin y donde las tiendas ofrecen lo mismo.

En esa calle tan transitada por turistas de todo el mundo había una ceiba con mas de 100 años de antigüedad, y un bar decidió arrancarla para poder construir un casino.

El poder de una disculpa

Cuando sucedió el hecho en septiembre de 2017, en la obra aparecían señalizaciones de clausurado y aunque todos creían que la obra se había detenido todos sabían que era cuestión de tiempo para que comenzaran a construir.

Sólo que como Playa del Carmen está en auge y no hay tiempo que perder, los dueños del bar rápidamente publicaron una rotunda disculpa donde comentaban que las raíces del árbol estaban muy pegadas a las paredes del edificio de al lado, lo cual los llevo a cortarlas y así ya no pudieron plantar la ceiba en otro lado. Ahora su plan "ecológico" es pedirle a la gente que busque otros árboles para poder colocarlos en otros sitios.

100 años de vida destruidos en algunos días por un casino, con sus ruletas, su poker, las maquinitas traga monedas, los cocteles, los cigarros, la gente adicta "al juego" que solo acude a estos lugares por el ocio del dinero y perder el tiempo en juegos de azar, apuestas, nada más alejado de la naturaleza y la biodiversidad que es el "atractivo" de Playa del Carmen, o al menos eso es lo que ofrecen, un lugar paradisiaco, natural, con el mar turquesa.

Y ahora hay cientos de tiendas de souvenirs, con sombreros de mariachi, playeras con frases "cool", parques ecológicos que destruyen enormes áreas verdes para encerrar animales que vivían libres y cientos de casas y edificios que algún día serán abandonados como en Cancún, donde existen zonas donde hay cientos de viviendas abandonadas.

Por eso se fueron los mayas

Según las creencias mayas, cuando talan o destruyen un árbol de siglos de edad, el lugar queda maldito, no hay prosperidad de ninguna índole y las tragedias son constantes.

Que triste es ver un paraíso convertido en un negocio sin escrúpulos, donde las autoridades están coludidas, todo a favor del dinero y la explotación de los recursos naturales [VIDEO].

Así que si vienes a Playa del Carmen y caminas por la quinta avenida y te encuentras con este bar de Tequila Barrel bar and casino, podrás saber que antes había un gran árbol de 100 años de antigüedad que esperó tanto tiempo para convertirse en un casino.