Ha sido todo un mes horroroso, espantoso, triste, infernal. Hasta ahora, hay un saldo mayor a los 300 fallecidos por la terrible tragedia [VIDEO] y todos rezamos porque la estadística no aumente con el pasar de las horas y los días.

El volcán Popocatépetl ha amenazado 143 veces desde entonces con exhalaciones de dos mil metros de altura, jugando con el miedo de la gente, aumentando la alerta cada día que pasa. Un amarillo fase dos ha sido el estado de don Goyo.

103 escuelas de las 8,700 que hay, solo en la capital, reanudaron clases. Solamente son el 1% de los alumnos, quienes regresarán a las aulas para continuar con su ciclo escolar, y tratar de recuperar todo el tiempo que ha pasado.

Bandos opuestos

Héroes sin capa, rescatistas, brigadistas, topos, bomberos, milicia, voluntarios, perros rescatistas y más personas que hacen honor al himno nacional: "¡Patria, patria!, tus hijos te juran exhalar en tus aras su aliento, si el clarín con su bélico acento nos convoca a lidiar con valor".

La ayuda del extranjero ha sido vital e importante. Todos los mexicanos les agradecemos. Hoy más que nunca nos hacen sentir fuertes y con la confianza de que no estamos solos en esta desgracias que paralizó a toda nuestra nación.

Gracias a estas personas y no al gobierno ni a los partidos políticos; repito, porque quiero que quede bastante claro. Gracias a estas personas que están al pie del cañón y no han descansado por seguir dándole una mano a los damnificados, el país se está levantando lentamente.

Poco a poco, México está regresando a la normalidad, aunque todos estamos conscientes de que falta mucho y faltan muchas crisis que enfrentar para que todo vuelva a la normalidad, aunque por muy dentro de nuestro pecho sospechemos que el país no volverá a ser igual.

La insensibilidad también es parte de la tragedia

Por otro lado, hay gente que no ha respetado el luto y que no les ha importado en absoluto que México siga adelante. Tanto en redes sociales como en otros medios de comunicación, han hecho bromas de mal gusto aprovechándose de la sensibilidad y del momento de dolor y confusión que el pueblo posee sin voluntad. Entre tantas cosas malas, destaca la amenaza de bomba que se supone, había en la Torre Pemex. Todo terminó con una falsa alarma.

Otra situación, a la cual no quiero profundizar pero destacó durante esta semana es el caso de la niña Frida Sofía. Muchos medios tanto nacionales como internacionales hablaban de rescatar bajo los escombros del colegio Rébsamen a una pequeñita que jamás existió [VIDEO] pero que todos esperábamos su rescate.

Ha sido una pesadilla en toda la extensión de la palabra. De todo corazón espero que despertemos de ella lo más pronto posible.