La ciudadana estadounidense Allison Blixt y su esposa italiana Stefania Zaccari tuvieron dos bebés en Londres, Inglaterra. Cada uno de los cónyuges llevaba un hijo a término usando sus propios óvulos y un donante de esperma desconocido. La ciudadanía estadounidense fue otorgada al hijo de la Sra. Blixt, Massimiliano, pero no al hijo de la Sra. Zaccari, dice la demanda.

El Departamento de Estado de E.U. No ha comentado sobre las acusaciones. Segun el sitio web de la agencia "al menos un padre biológico debe haber sido ciudadano estadounidense cuando nació el niño" para que un niño califique para la ciudadanía por nacimiento.

La Sra. Blixt y la Sra. Zaccari figuran en los certificados de nacimiento de ambos niños, y la ley inglesa los reconoce como los padres de los niños, segun su demanda presentada en Washington DC.

La demanda judicial dice que el consulado estadounidense negó la ciudadanía al hijo de la Sra. Zaccari, Lucas, que ahora tiene dos años, porque él no era pariente consanguíneo y que nació "fuera del matrimonio". Sin embargo, los abogados de la Sra. Zaccari y la Sra. Blixt, nacida en Illinois, dicen que estaban legalmente casados ​​en su hogar adoptivo de Inglaterra antes del nacimiento de sus hijos.

La demanda dice que en el consulado de los Estados Unidos "a Stefania y Allison se les hizo una serie de preguntas invasivas y legalmente irrelevantes sobre cómo se concebía y nacía a sus hijos". La decisión viola la Ley de Inmigración y Nacionalidad que establece que "los bebés nacidos en el extranjero son ciudadanos estadounidenses al nacer cuando uno de los padres del niño es un ciudadano estadounidense casado", dice la corte.

Después de que una ley contra el matrimonio entre personas del mismo sexo fuera anulada en los E.U [VIDEO]. En 2013, se permitió a las parejas del mismo sexo, como a las parejas heterosexuales, que traigan a sus cónyuges extranjeros a Estados Unidos. Pero el mismo fallo no cubrió a los hijos de parejas del mismo sexo, y los defensores legales dicen que esto es discriminatorio. La Sra. Blixt le dijo al Washington Post que rechazó la oferta de convertirse en la madrastra legal de su hijo y lo trajo a los Estados Unidos como inmigrante.

La demanda dice que la política del Departamento de Estado de los Estados Unidos [VIDEO] ignora inconstitucionalmente la dignidad y la santidad de los matrimonios entre personas del mismo sexo al negarse a reconocer la ciudadanía de nacimiento de los hijos de parejas casadas del mismo sexo.

Según informes, otra pareja del mismo sexo en California presentó una demanda similar.

De acuedo con Immigration Equality, un grupo de defensa legal. Andrew Dvash-Banks, un agente de bienes raíces de Los Angeles, tenía dos hijos gemelos con su marido israelí, Elad Dvash-Banks, a través de un sustituto, que dio a luz en Canadá.

Un niño fue concebido usando el esperma de Andrew Dvash-Banks; su hermano fue concebido con el material genético del marido. Pero solo el hijo biológico de Andrew Dvash-Banks recibió la ciudadanía estadounidense, según su demanda.