El Gobierno de Estados Unidos reveló que ha sido detectada una caravana de mil inmigrantes hondureños, que intentarán arribar a territorio estadounidense sin documentos legales, lo cual contribuirá a complicar la problemática migratoria de enfrenta actualmente la administración Trump.

Mike Pence, vicepresidente de Estados Unidos, informó que este grupo de personas salió el sábado pasado de Honduras y tiene como destino la nación norteamericana. Pence denunció que este es el resultado de personas que viajan hacia EEUU con “promesas falsas”, las cuales provienen de gente inescrupulosa, que solamente intentan explotarlos y les advirtió a estos ciudadanos centroamericanos que “si no pueden viajar de manera legal a Estados Unidos, es mejor que no lo hagan”.

Las declaraciones de Pence ponen en evidencia el interés de Estados Unidos en disminuir la cantidad de personas indocumentadas que residen es el país del norte, motivo por el cual desde hace varios meses las autoridades estadounidenses han intensificado planes y mecanismos de acción para atender esta situación, que afecta a quienes si cuentan con la documentación reglamentaria para vivir en EUA.

“Estados Unidos está muy preocupada por este grupo de inmigrantes ilegales provenientes de Honduras, quienes además vienen con falsas promesas de poder ingresar a EEUU, hechas por quienes buscan explotar severamente a sus compatriotas”, señaló en un comunicado la embajada estadounidense.

Desde la ciudad hondureña de San Pedro Sula partió esta caravana de inmigrantes el pasado sábado y ya arribó a la localidad de Ocotepeque, región fronteriza con Guatemala, luego de un recorrido de aproximadamente 248 kilómetros.

Vídeos destacados del día

Este organismo diplomático aún no ha precisado quienes son las personas que organizaron a este grupo de personas engañándolos con “falsas promesas”.

El comunicado de la embajada de Tegucigalpa destacó que “EEUU hará cumplir vigorosamente las leyes migratorias”, motivo por el cual se espera que estas personas sean deportadas a su país de origen.

México está atento a la inmigración ilegal

Por otra parte, el texto también señala que “el Gobierno de México emitió también un comunicado, con la finalidad de recordar a los viajeros que deben respetar y cumplir con la Ley de Migración de México para poder ingresar a este territorio”.

Esta posición, tanto de Estados Unidos como de México revela en interés de ambos Gobiernos de frenar el arribo de personas indocumentadas a estas naciones norteamericanas, muchos de los cuales son ciudadanos que tienen antecedentes penales y delictivos.

Riesgo para las familias hondureñas

Pence agregó en sus declaraciones que “no arriesguen a sus familias realizando este peligroso viaje con destino hacia el norte, con el propósito de arribar a territorio estadounidense en condiciones de ilegalidad”.

Agregó que “decimos esto con mucha compasión, como amigos y vecinos que trabajan conjuntamente con el Gobierno de Honduras, el sector privado y la sociedad civil, con la finalidad de mejorar la seguridad y la prosperidad en Estados Unidos”.