La localidad de Nuevo Laredo en el estado de Tamaulipas recibió a un grupo de 84 migrantes africanos provenientes de la República Democrática de El Congo y de Angola, lo que aumenta la problemática migratoria en México, debido a la existencia de varios grupos de inmigrantes transitando en el país.

El alcalde de Nuevo Laredo, Enrique Rivas Cuéllar y Omar Enríquez Sánchez, director de Bomberos y de Protección Civil informaron que este grupo de migrantes africanos está conformado por mujeres, hombres y niños, quienes se encuentran alojados en el Albergue Municipal, debido al gran número de migrantes que se encuentran en otros refugios y los mantienen saturados.

Anuncios

Durante el fin de semana, los migrantes africanos recibieron asistencia alimentaria, atención médica y refugio, por lo cual Rivas Cuéllar debió realizar una petición de recursos económicos a la Secretaría de la Gobernación para atender los requerimientos de los migrantes en la frontera.

Rivas Cuéllar informó que el trato presupuestario para las fronteras debe ser diferente al resto de los municipios, de parte del Gobierno Federal, con el propósito de atender adecuadamente el fenómeno migratorio.

Más migrantes para México

Este grupo de migrantes africanos se suma a varias caravanas de migrantes centroamericanos que se desplazan en territorio mexicano y que tienen como destino final Estados Unidos, donde tienen previsto solicitar asilo político. Con este nuevo grupo de migrantes africanos suman 192 personas refugiadas en el Albergue Municipal y en la sede de Protección Civil y Bomberos, para alcanzar los mil 200 migrantes extranjeros, quienes esperan arribar pronto a territorio estadounidense.

Anuncios

Migrantes africanos reciben apoyo

Al respecto, Rivas Cuéllar agregó que “aquí los recibimos ayudándolos en la medida de nuestras posibilidades, les ofrecemos resguardo, alimentación y un lugar donde pasar la noche”. “Sin embargo, en las fronteras se requiere un apoyo adicional, porque no nos deben tratar presupuestariamente de la misma forma que al resto de las ciudades del interior de México”.

Mientras Enríquez Sánchez dijo que desde el viernes por la noche comenzó la asistencia a los migrantes, porque muchos deambulaban en busca de un refugio seguro.

Esta asistencia se brindó a los migrantes, de acuerdo a las instrucciones del alcalde Rivas Cuéllar.

“Una vez que los migrantes africanos estaban alojados en los albergues, el personal de la Jurisdicción Sanitaria V les brindó asistencia médica y alimenticia”. “También fueron trasladadas tres mujeres embarazadas al Hospital General, para control médico”.

Rivas Cuéllar afirmó que los migrantes africanos seguirán recibiendo ayuda en los albergues temporales, aunque no se disponen de recursos económicos suficientes para atender este fenómeno migratorio, “pero seguiremos haciendo todo lo posible”.

Anuncios