Esta semana los canales de Venecia registraron un aumento extraordinario de las inundaciones y la ciudad se sumergió bajo, al menos, 5 pies de agua, lo que obligó a las autoridades locales al cierre de la icónica Plaza San Marcos. Por otra parte, la cripta de la Basílica de San Marcos se inundó nuevamente, después de sufrir daños “irreparables”, debido al aumento de los niveles de agua.

De acuerdo a las informaciones emitidas por las autoridades italianas, los niveles de agua alcanzados fueron suficientes para dejar inundado el 70% de la ciudad.

Los lugareños están evaluando el daño, pero algunos turistas se deleitaron con la “experiencia única” de una Venecia extremadamente inundada.

La ciudad italiana fue sumergida por inundaciones por segunda vez en una semana. Las tormentas y los vientos trajeron nuevas escenas de miseria y destrucción en una ciudad, que enfrenta daños por un valor estimado de mil millones de euros.

Gobierno italiano declaró estado de emergencia en Venecia

El aumento de los niveles de agua en Venecia, alcanzaron los 187 centímetros de altura, lo cual es considerado como la segunda marea mayor de su historia.

Giuseppe Conte, primer ministro italiano, dijo que las fuertes inundaciones están azotando a la ciudad turística de Venecia, situada al noreste del país.

Esta catástrofe climatológica ocasionó severos daños materiales, mientras el Gobierno italiano invertirá, al menos, 20 millones de euros para la ejecución de operativos de rescate y salvamento. Igualmente se espera la reinstalación de los servicios públicos suspendidos, como agua y electricidad.

Hasta el momento, las fuertes inundaciones en los canales de Venecia dejaron dos víctimas mortales, mientras los reportes de emergencia revelan que el 80% de la ciudad ha resultado severamente afectada, por el aumento de los niveles de las aguas.

La segunda marea mayor en Venecia

La población de la ciudad de Venecia se mantiene en alerta, debido a los reportes oficiales que indican que la altura de las aguas se mantendrá en valores muy altos, durante el fin de semana.

Al respecto, el alcalde Luigi Brugnaro, dijo que estas intensas inundaciones representan “una severa herida, que ha dejado marcas indelebles”.

Brugnaro informó que la excepcional marea registrada en Venecia está vinculada con el cambio climático, mientras expertos consideran que este fenómeno climatológico representa una “devastación total y apocalíptica”. Entre las obras arquitectónicas que resultaron más afectadas se encuentran el teatro de la ópera La Fenice, la plaza San Marcos y el vestíbulo de la Basílica de San Marcos, cuyos daños podrían ser irreparables.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más