El caso de tráfico de menores por el que está acusada Ghislaine Maxwell y que ha destapado una cloaca de abuso sexual por parte de personalidades como el príncipe Andrew, y ha relacionado a otros tantos, como al ex presidente de los Estados Unidos, Bill Clinton, y al actual presidente, Donald Trump con el pedófilo, Jeffrey Epstein.

Virginia Giuffre asegura haber visto a Bill Clinton en la isla de Jefrrey Epstein

En un registro de 2011, Giuffre dijo que había visto a Clinton en la isla privada de Epstein, y agregó que fue durante un viaje que incluyó a dos chicas jóvenes de Nueva York.

"Sabes, recuerdo haberle preguntado a Jeffrey qué hacía Bill Clinton aquí, y él se rió y dijo que le debía un favor", dijo Giuffre al abogado Jack Scarola en una entrevista telefónica.

"Nunca me dijo qué favores eran. Nunca lo supe. No sabía si hablaba en serio o era solo una broma".

Clinton ha negado haber visitado la isla de Epstein. Y el viernes, su portavoz reiteró : "La historia sigue cambiando, los hechos no. El presidente Clinton nunca ha estado en la isla".

El caso de Giuffre contra Maxwell se resolvió en 2017 , pero Giuffre había insistido en que muchos de los registros deberían hacerse públicos. El Miami Herald y la reportera de investigación Julie K. Brown, cuyo trabajo ha ayudado a fundamentar las acusaciones contra Epstein, también buscaron la publicación de los registros.

Las dos partes discutieron sobre un argumento central: Giuffre dijo que serviría al interés público tener el acceso a los registros.

Maxwell dijo que hacerlo dañaría injustamente a las personas cuyos nombres aparecen en los documentos. Y con Maxwell ahora enfrentando cargos criminales, su abogado dijo que liberar los registros pondría en peligro el derecho de su cliente a un juicio justo. Muchos de esos registros finalmente están saliendo a la luz.

Maxwell se encuentra actualmente en una cárcel federal en Brooklyn, Nueva York

Maxwell estaba entre los asociados más cercanos de Epstein y lo ayudó a explotar a niñas de tan solo 14 años pero ella ha negado las acusaciones que la vinculan con la explotación de Epstein a niñas y mujeres jóvenes, incluso bajo testimonio jurado.

Pero las autoridades federales ahora la acusan de cometer perjurio durante las declaraciones.

En los registros legales sobre Epstein, Giuffre fue una vez conocido solo como "Jane Doe No. 102". Pero decidió hablar públicamente "con la esperanza de ayudar a otras que también sufrieron tráfico y abuso sexual.

Giuffre ha dicho que cayó bajo la influencia de Maxwell y Epstein cuando era una adolescente que trabajaba en Mar-a-Lago, el complejo de Palm Beach, Florida, propiedad de Trump. En ese momento, su padre trabajaba en la división de mantenimiento en el complejo. Anteriormente dijo que conoció a Maxwell en 1999, cuando tenía 15 años; En su declaración, Giuffre cita registros de empleo que muestran que tenía 16 años cuando se conocieron, en 2000.

Giuffre dijo que Maxwell la reclutó para darle un masaje a Epstein, y alegó que siguieron años de abuso sexual, incluidas las instrucciones para que Giuffre tuviera relaciones sexuales con los amigos de Epstein.

Epstein nunca enfrentó un juicio federal por los crímenes de los que fue acusado

Aproximadamente un mes después de su arresto por cargos de tráfico sexual el verano pasado, se suicidó en su celda en Manhattan. Su muerte a los 66 años fue declarada un suicidio .

Las acusaciones contra Epstein han estado oscurecidas por maniobras legales, como un controvertido acuerdo de no procesamiento que alcanzó en 2007 con fiscales federales en Florida. Ese acuerdo con el entonces fiscal federal Alex Acosta expuso a Epstein a cargos estatales, pero impidió que él y cualquier coconspirador fueran procesados ​​por delitos sexuales federales en el sur de Florida.

Según el acuerdo, Epstein se declaró culpable en 2008 de dos cargos de solicitud de prostitución, uno con un menor de menos de 18 años, y fue sentenciado a 18 meses en una cárcel del condado. También se le exigió que se registrara como delincuente sexual. Pero al rico administrador de fondos de cobertura se le permitió salir de la cárcel por trabajo cinco días a la semana y fue puesto en libertad cinco meses antes.

Como parte del acuerdo de 2007, Acosta aceptó una disposición de "confidencialidad" en la cual su oficina acordó no informar a las víctimas de Epstein sobre el acuerdo de no procesamiento hasta que obtuviera la aprobación de un juez. El año pasado, un juez federal dictaminó que el acuerdo había violado la Ley de Derechos de las Víctimas del Delito.

Varias mujeres que acusaron a Epstein y Maxwell de abuso sexual en serie casi tuvieron la oportunidad de contar sus historias en la corte por primera vez a fines de 2018 como parte de un caso de difamación por separado. Pero Epstein resolvió esa disputa en el último minuto, bloqueando el intento de las mujeres de testificar en su contra.

Semanas después de la muerte de Epstein, alrededor de 20 de sus acusadores tuvieron la oportunidad de hablar en contra de él en la corte, contando sus historias antes de que un juez dictaminara sobre la solicitud de los fiscales de desestimar el caso. Una de las mujeres, Teala Davies, lo llamó "un día de poder y fuerza".

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!