El huracán Iota impactó en la Región Autónoma del Caribe Norte, RACN, de Nicaragua, la cual es considerada como una zona con altos niveles de pobreza. Esta región está conformada por una población vulnerable de, al menos, 505.424 pobladores indígenas miskitos y mayagnas, muchos de ellos fueron evacuados antes del arribo del ciclón y se degradó a tormenta tropical.

Las autoridades gubernamentales de Nicaragua informaron que la RACN fue impactada anoche por la el huracán Iota, ubicada en la categoría 4 de la escala Saffir-Simpson. La tormenta provocó la suspensión del servicio de electricidad y de telecomunicaciones.

Los equipos de rescate y emergencias esperan que el Gobierno de Nicaragua restablezca el servicio eléctrico y mejoren las condiciones del clima para arribar a esta zona nicaragüense, la cual está conformada por ocho municipios. La RACN es una región boscosa, pantanosa y despoblada con una extensión de al menos, 33.106 kilómetros cuadrados. Los suelos de la RACN se encuentran actualmente saturados, tras los efectos devastadores ocasionados por el huracán ETA el pasado 3 de noviembre.

La ciudad de Bilwi quedó indomunicada por el paso del huracán Iota

Bilwi es una de las principales ciudades de la RACN. El huracán Iota mantiene incomunicada a esta región, tras las lluvias, vientos e inundaciones; de acuerdo a informaciones emitidas por el Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones y Correos, Telcor.

La tormenta Iota ocasionó daños en algunos edificios de Bilwi, donde se mantenían refugiados, al menos, 38.000 residentes. El Hospital Provisional de Bilwi quedó a la intemperie, tras los fuertes vientos de Iota, lo cual obligó a las Fuerzas Armadas a trasladar a los pacientes y al personal de salud a zonas más seguras.

Algunas sedes religiosas, viviendas, escuelas acondicionadas como centros de albergues perdieron sus techos, tras el paso del huracán Iota.

Por otra parte, algunas de las viviendas reparadas 13 días antes, tras el paso del huracán ETA, fueron derrumbadas por Iota.

Árboles y tendido eléctrico fueron derribados por Iota en la ciudad nicaragüense de Bilwi; según informó el Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres, Sinapred.

Biden expresó su solidaridad con Centroamérica, tras el paso de la tormenta Iota

Por su parte, el presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden manifestó en Twitter su solidaridad con todos los damnificados que dejó el huracán Iota en Centroamérica. Biden escribió “tengo en mis oraciones a todos nuestros amigos y también vecinos que se encuentran en la senda del huracán Iota y a los afectados por el poderoso huracán ETA en toda la región centroamericana. La creciente frecuencia de todas estas fuertes tormentas es otra de las razones para que la lucha contra el cambio climático se convierta en una de nuestras principales prioridades”.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!